Empresas

Construir un México moderno requiere voluntad política: De Swaan

12 febrero 2014 5:0 Última actualización 09 abril 2013 17:16

[Cuartoscuro] El funcionario enfatizó que por primera vez las telecomunicaciones están dentro del debate público nacional. 


Notimex
 
La construcción de un México más moderno, justo y próspero sólo será posible si existe voluntad política y si el bien común se coloca por encima de intereses particulares, ciclos electorales o de contiendas internas partidistas, aseveró el presidente de la Cofetel, Mony de Swaan.
 
Al participar en la mesa de trabajo "Por un México Digital", en el marco de los foros de consulta para integrar el Plan Nacional de Desarrollo 2013-2018, el funcionario enfatizó que de cara a los desafíos que enfrenta el país para cerrar la brecha digital, por primera vez, las telecomunicaciones están dentro del debate público nacional.
 
La coyuntura actual, subrayó, permite vislumbrar un futuro optimista si los actores involucrados son capaces de impulsar con inteligencia y eficacia los proyectos medulares.
 
Un país moderno, justo y próspero, puntualizó, podría tener una red compartida que cubre 98% de la población a la que tienen acceso decenas de operadores móviles virtuales que ofrecen servicios de banda ancha móvil a través de dispositivos inteligentes cuyo precio no llega a los 50 dólares.
 
"Imaginemos que más de  1,500 cableros ofrecen servicios de banda ancha fija en pequeñas localidades conectados gracias a una robusta red troncal con 50,000 kilómetros de longitud y capilaridad suficiente", resaltó.
 
De Swaan dijo que si existiera una oferta televisiva plural, producto de una exitosa transición digital que permitiera rescatar 200 Megahertz (Mhz) de espectro para telecomunicaciones y que facilite licitar casi 600 MHz en bandas inferiores a 3 GHz, habría mejores condiciones en este mercado.
 
Con cambios como éstos, añadió, se podrían generar más de 350,000 empleos, el Producto Interno Bruto (PIB) podría crecer 1.38% por cada 10 puntos adicionales de penetración y los ingresos fiscales del gobierno serían del orden de 16.7 billones de dólares, en términos del valor presente al 2019.
 
En este México soñado, dijo, las empresas competirán agresivamente por el cliente y no por preservar barreras de acceso, privilegios particulares o ganar el siguiente litigio que postergue la regulación en su beneficio, pero en perjuicio de millones de mexicanos.
 
"La redacción de un nuevo Plan Nacional de Desarrollo es, por definición, el momento propicio para comprometerse con la ciudadanía en la construcción de un México distinto, más equitativo, menos doloroso y más incluyente. Realmente espero que la tercera sea la vencida", anotó.
 
Crear un México de tales características, es una obligación legal, pero sobre todo de un compromiso ético y moral con millones de mexicanos, que no acepta "más mezquindades, más dilaciones, más vueltas de tuerca", resaltó el titular de la Cofetel.