Empresas

Concesionarios de la 2.5 GHz ofrecen servicios de última generación

10 febrero 2014 4:10 Última actualización 20 octubre 2013 18:30

 [Informaron que podrán ofrecer servicios de banda ancha a más tardar al 31 de diciembre de 2016 / Bloomberg]  


Redacción

La Asociación Nacional de Servicios Inalámbricos de Telecomunicaciones (ANSITEL) aseguró que con los 60 MHz que lograron recuperar de la banda de 2.5 Gigahercios (GHz), ante el gobierno federal, se podrán ofrecer servicios de banda ancha a más tardar al 31 de diciembre de 2016, previa autorización del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

El lunes de la semana pasada, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) informó sobre la recuperación de 130 Megahercios MHz, que representan el 68 por ciento de los 190 MHz que integran la banda de 2.5 GHz, después de poco más de un año y dos meses de que dio inició el procedimiento de rescate por parte de la administración pública federal.

La autoridad expuso que el acuerdo se logró con 9 de los 11 concesionarios que operan en dicha banda. MVS Multivisión es la empresa que cuenta con alrededor de 90% de las concesiones a escala territorial. Megacable en Ciudad Juárez, Chihuahua y Raúl Aréchiga en La Paz, Baja California, declinaron llegar a un acuerdo con la SCT.

“Logramos un acuerdo que pone fin a litigios y que abre una oportunidad para prestar servicios de última generación, además de darle al Estado la posibilidad inmediata de disponer de 130 MHz de la Banda vía licitaciones…”, dijo Alejandro Mayagoitia, presidente de la Asociación Nacional de Servicios Inalámbricos de Telecomunicaciones (ANSITEL).

A través de un comunicado, la ANSITEL informó que a finales de agosto de este año, los concesionarios formularon diversos alcances a las solicitudes de prórroga y/o modificación de sus títulos que habían presentado con anterioridad, algunas de las cuales habían recibido el amparo y protección de la Justicia de la Unión a través de resoluciones dictadas por la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

En dichas solicitudes, se planteó a la autoridad la prórroga de 60 MHz por un plazo de 15 años, así como la renuncia voluntaria al resto del ancho de banda que se encontraba concesionado. Más del 80% de los títulos de concesión que fueron prorrogados y modificados por la SCT se encontraban vigentes, por lo que la renuncia parcial formulada por los concesionarios resultó en un valioso dividendo espectral para el Estado, de acuerdo con el reporte.

Si bien este acuerdo ha implicado para los concesionarios reducir de manera importante su participación en la tenencia espectral de la Banda de 2.5 GHz, en el acuerdo alcanzado se privilegió el interés público y la necesidad de superar los procesos litigiosos en bien del país.

De otra manera, la Banda de 2.5 GHz podría haber continuado inmovilizada, todo ello frente a la necesidad evidente de ampliar la cobertura, reducir el precio y mejorar la velocidad de transmisión de las redes de datos de banda ancha en el país, comunicó la Asociación.

Los concesionarios que participaron en este acuerdo dieron por terminados igualmente los diferentes procedimientos jurisdiccionales y administrativos entablados contra actos de autoridad emitidos por la anterior administración federal, expuso la Asociación.