Empresas

Concentración Televisa-Cablecom, en suspenso

10 febrero 2014 4:13 Última actualización 01 septiembre 2013 14:39

[El consorcio concentraría el 62.7% del mercado de TV de paga en México, de forma local. Edgar López] 


 
Notimex
 
A un mes de que Televisa anunciara la adquisición de 51 por ciento de las acciones de Cablecom, la Comisión Federal de Competencia (CFC) no puede pronunciarse en torno a una eventual concentración en tanto no reciba la notificación correspondiente.

De acuerdo con la Ley Federal de Competencia, el órgano antimonopolios tiene 35 días naturales para emitir una resolución, contados a partir de la recepción de la notificación, o bien de la entrega de la documentación adicional solicitada.

En caso de que la CFC no tome una resolución en el plazo establecido sobre la inversión en deuda por 95 por ciento de las acciones de Tenedora Ares por siete mil millones de pesos que Televisa hizo para adquirir 51 por ciento de Cablecom, se aplicaría la figura de la "afirmativa ficta".

Pese a que Televisa no tiene un plazo establecido en la ley para notificar a la autoridad, su operación no puede ser ingresada al Registro Público de Comercio si carece del aval de la Comisión, señala la ley.

En opinión del consultor independiente en regulación económica, Ramiro Tovar, es crucial que el órgano antimonopolios actúe conforme a la ley vigente, aun cuando el sector se encuentre frente al proceso de sustitución de comisionados y la aprobación de la legislación secundaria.

Enfatizó que aunque todavía no se conocen los procedimientos aplicables para concentraciones en telecomunicaciones y radiodifusión, se encuentra vigente la Ley Federal de Competencia Económica, su reglamento y atribuciones, lo cual permitiría analizar y resolver el expediente Televisa-Cablecom.

El pasado 1 de agosto, Televisa anunció a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) la inversión en deuda por 95 por ciento de las acciones de Tenedora Ares por siete mil millones de pesos, operación que le permitirá poseer 51 por ciento de Grupo Cable TV, conocido comercialmente como Cablecom.

El especialista subraya que de acuerdo con el artículo séptimo transitorio de la reforma constitucional, en tanto se integran los nuevos órganos reguladores, la CFC y la Cofetel continuarán en sus funciones conforme al marco jurídico vigente.

Asimismo, establece que los procedimientos iniciados con anterioridad a la integración del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) y la Comisión Federal de Competencia Económica (CFCE) continuarán su trámite ante estos órganos en términos de la legislación aplicable al momento de su inicio.

En el documento "Televisa-Cablecom: concentración regional en triple play", Tovar señala que la reforma constitucional prevé que se considerará agente económico preponderante al operador que tenga una participación nacional mayor a 50 por ciento del mercado, ya sea por número de usuarios o suscriptores.

Sin embargo, precisa, la concentración de los sistemas de televisión por cable no es nacional sino local o regional, lo cual se constata con el reparto de mercados regionales y la ausencia de cableros competidores entre sí en una misma localidad.

"Al producirse la compra de 51 por ciento de Cablecom por parte de Televisa, el consorcio estaría concentrando 62.7 por ciento del mercado de televisión de paga en México, pero no de forma nacional sino local o regional".

Así, a las 15 entidades donde actualmente opera Cablemás se suma el Distrito Federal (Cablevisión), Monterrey (TVI) y, en caso de aprobarse, los 17 estados donde opera Cablecom.

A través de monopolios locales, Televisa estaría cubriendo prácticamente la totalidad del territorio nacional con redes proveedoras de servicios de triple play (voz, datos y video) sin que la reforma constitucional haya considerado la concentración local o regional de los sistemas de televisión de cable.

En total, Grupo Televisa acapara más de 11.5 millones de suscriptores a través de Sky, Cablevisión, Cablemás, TVI y ahora Cablecom.

"Se trata de una concentración sustantiva bajo cualquier métrica que contrasta con el sentido de la reforma constitucional en materia de telecomunicaciones y competencia económica, que busca regular y limitar la concentración, así como la propiedad cruzada de medios", expuso.

Ante la caída en el porcentaje de ingresos de la televisión abierta, la división de telecomunicaciones (redes cableadas) de Televisa ha tenido crecimientos extraordinarios los últimos años.

Refiere que sólo para junio de 2013, los ingresos agregados de Cablevisión, Cablemás y TVI se incrementaron 10.8 por ciento con respecto al mismo periodo de 2012, mientras que en el segundo trimestre de 2013 obtuvo ingresos por tres mil 549.6 millones de pesos.

"Operaciones como la de Televisa-Cablecom permiten hacer un llamado a los poderes de la Unión para que los nuevos comisionados del Ifetel y de la CFCE sean nombrados a la brevedad, se instalen inmediatamente los nuevos organismos autónomos constitucionales y se aprueben en el mismo sentido las leyes secundarias en la materia", sostuvo.