Empresas

Comerciantes de La Nueva Viga registran caída en ventas

12 febrero 2014 5:9 Última actualización 02 marzo 2013 20:9

[Cuartoscuro]Indicaron que debido a lo escaso del producto, los precios altos y a que la población está poco acostumbrada a comer productos del mar, sus ventas han caído hasta 50%. 


Notimex

Los comerciantes de pescados y mariscos de La Nueva Viga indicaron que en esta temporada de cuaresma las ventas han caído entre 30 y 50 por ciento debido a lo escaso del producto, los precios altos y a que la población está poco acostumbrada a comer productos del mar.

Durante un recorrido por este centro de abasto mencionaron que comparado con el año pasado las ventas van a la baja y por el mal tiempo casi no hay producto fresco, por lo que los distribuidores están sacando todo lo congelado y a precios altos.

Rodolfo Montaño, unos de los comerciantes de pescado fresco, expresó "las ventas están muy bajas, la mojarra que comprábamos a 20 pesos el kilo ahora nos la dan a 42 pesos y nosotros se la damos al público a 45 pesos el kilo, le ganamos nada más tres pesos".

En este sitio que se encuentra muy cerca de la Central de Abasto, se puede encontrar el camarón entre 90 y 190 pesos el kilo, dependiendo de la calidad y el tamaño.

La jaiba se vende en promedio en 60 pesos el kilo, el huauchinango entre 60 y 110 pesos el kilogramo, la sierra en 70 pesos el kilo, el róbalo en 90 pesos y el blanco del nilo en 80 pesos.

Margarita, otra comerciante de La Nueva Viga, comentó que a pesar de ser cuaresma no hay muchos clientes, "si lo comparamos con el año pasado estamos vendiendo la mitad o un poquito más".

Esta situación afecta también a los comerciantes de alimentos preparados, pues a la época de cuaresma los perjudica, ya que la gente deja de consumirlos de domingo a jueves y solamente viernes, sábado y domingo hay más comensales.

A su vez Rosa Gómez, senaló, "por ejemplo la jaiba que estaba en 70 pesos ahora la compramos a 140 pesos y eso nos resta ganancias, porque no podemos elevar mucho nuestros precios ya que la gente dejaría de venir".