Empresas

BlackBerry: el iPhone está obsoleto

12 febrero 2014 4:52 Última actualización 22 marzo 2013 15:49

[ Bloomberg] Heins hizo el comentario en víspera del lanzamiento del nuevo BlackBerry. 


 
AP
 
El iPhone de Apple está obsoleto, de acuerdo con el director general de BlackBerry, Thorsten Heins.
 
Heins hizo el comentario en víspera del lanzamiento del nuevo BlackBerry de pantalla táctil en Estados Unidos. AT&T empezó a vender el BlackBerry Z10 de pantalla táctil el viernes, más de 6 semanas después de que RIM lanzó el dispositivo en otras partes.
 
Heins dijo además que una nueva versión de BlackBerry con teclado estará disponible en Estados Unidos hasta dentro de 2 o 3 meses. Previamente había dicho que tomaría de 8 a 10 semanas, pero ahora dijo que podría retrasarse 2 semanas más.
 
Tanto el modelo de pantalla táctil como el de teclado forman parte de un intento de BlackBerry de regresar al mercado después de que su marca pionera perdió su estatus no mucho después de que Apple presentó el iPhone en 2007.
 
Heins dijo que una falta de innovación de Apple ha hecho que la interfaz del usuario del iPhone resulte obsoleta. Señaló que los usuarios del iPhone tienen que entrar y salir de las aplicaciones y el dispositivo no permite ejecuciones múltiples, como lo permite el nuevo BlackBerry Z10.
 
"Sigue siendo el mismo", dijo Heins sobre el iPhone. "Es una manera secuencial de trabajar y eso ya no es lo que la gente quiere en la actualidad; quiere realizar tareas múltiples".
 
El nuevo software BlackBerry permite que los usuarios abran aplicaciones de manera múltiple como en una computadora de escritorio, dijo, señalando que en el BlackBerry el usuario no tiene que cerrar una aplicación a fin de revisar su correo electrónico.
 
Heins agregó que el iPhone fue revolucionario hace cinco años, pero que ahora "sólo se quedó como estancado".
 
Natalie Kerris, vocera de Apple, se negó a comentar al respecto.
 
Pero el retraso en la venta del nuevo BlackBerry con teclado, llamado Q10, complica sus esfuerzos para aferrarse a los clientes tentados por iPhone y por una variedad de dispositivos con el sistema operativo Android de Google Inc.