Empresas

Arquitectos cuestionan viabilidad de estación
del tren rápido
México-Querétaro

El Colegio de Arquitectos del Estado de Querétaro realizó una análisis y emitió recomendaciones sobre la ubicación de la estación del Tren de Alta Velocidad México-Querétaro; proponen construir una red de 5 estaciones receptoras que lleven a los pasajeros a la central.
Sirse Rosas / Corresponsal
25 septiembre 2014 18:32 Última actualización 25 septiembre 2014 18:45
Estación Tren México-Querétaro

Estación del Tren de Alta Velocidad (TAV) México-Querétaro (Especial)

QUERÉTARO.- Luego de realizar un análisis sobre la ubicación de la estación del Tren de Alta Velocidad (TAV) México-Querétaro, el Colegio de Arquitectos del Estado de Querétaro (CAEQ) emitió una serie de recomendaciones técnicas sobre el proyecto, además de reconocer que si bien no es la ubicación ideal, es urbanísticamente viable, siempre y cuando se realicen ciertas obras complementarias.

Raúl Mario Ordóñez Lira, presidente del colegio, señaló que dicho estudio fue entregado a las autoridades pertinentes, en donde se plantean propuestas complementarias al plan de movilidad que ya propone el gobierno estatal, el cual coincide en un 95 por ciento con el que el CAEQ propone.

“Desde el punto de vista de la movilidad sustentable (y el marco jurídico que la fundamenta), el espacio urbano destinado para albergar la nueva infraestructura tiene vocación para ello, se encuentra disponible y subutilizado, y se le puede dotar del uso y destino del suelo requerido sin necesidad de expropiar, reubicar o afectar significativamente el entorno inmediato. Válido tanto para la estación como para las vías de acceso ferroviario (en su emplazamiento físico, su trazo y la geometría del ancho de sección). No válido para las vialidades colectoras y locales existentes en el entorno inmediato”, dicta el estudio.

Desde la óptica de los requerimientos técnicos necesarios para este tipo de proyectos, contenidas en las cartas urbanas vigentes que nacen de los planes parciales de desarrollo, el colegio llegó a la conclusión de que “el sitio es urbanísticamente viable si y sólo si, se implementa una serie de adecuaciones para insertar la estación del TAV en el tejido urbano existente y de manera responsable”.

Entre las propuestas que emite el colegio, se encuentra la creación de una Red de Movilidad Especializada (RME), que incluye la ubicación de cinco estaciones receptoras de pasajeros, que estarían enfocadas a nutrir la estación del TAV, con personas provenientes tanto de la zona metropolitana de Querétaro, como de las ciudades aledañas.

“Se proponen cinco ubicaciones donde se harán las descargas más importantes de usuarios; y esta red tendría que contar con un sistema de transporte flexible, integrado, de alto desempeño, de alta especificación y con los mejores estándares de calidad, imagen y operatividad”, dijo.

La RME operaría sobre la red vial existente, por lo que las adecuaciones serían menores, y evitaría la saturación de la red primaria y secundaria del área metropolitana, inhibiendo la concentración de flujo vehicular hacia la zona de la terminal.

Además, el proyecto propone un Parque Lineal y Nodo Vial de Avenida Industrialización; que sería la conexión entre esta avenida y el puente que alimentaría a la estación.

La propuesta responde a que la vialidad de Bernardo Quintana ya tiene una carga veh​icular importante, tanto en la parte central como lateral; además de que debido a las precipitaciones pluviales atípicas recurrentes, se deben evitar los pasos a desnivel (como el que propone el plan de movilidad del gobierno estatal en Avenida Universidad).