Empresas

¿Apple usa cobalto extraído por niños?

Amnistía Internacional y African Resources Watch entregan un informe donde exponen la posibilidad de que Apple y Samsung usen cobalto de minas que dependen del trabajo infantil.
Bloomberg
19 enero 2016 8:57 Última actualización 19 enero 2016 10:5
ME apple store

ME apple store

Las empresas chinas que le compran cobalto a la República Democrática del Congo y lo proveen a fabricantes de celulares y laptops como Apple y Samsung Electronics no están evaluando exhaustivamente a sus proveedores y podrían estar adquiriendo el mineral de minas que dependen del trabajo infantil, dijo Amnistía Internacional (AI) este martes.

El Congo, el productor de cobalto más grande del mundo, extrajo 67 mil 735 toneladas del material el año pasado, según estimaciones.

Si bien la mayor parte provino de operaciones industriales, hasta 20 por ciento podría proceder de minas artesanales en la región de Katanga, al sudeste del país, donde niños y adultos trabajan en condiciones peligrosas, alertaron AI y African Resources Watch, una ONG congoleña, en un informe.

Amnistía dijo que Apple no respondió directamente a sus preguntas sobre la adquisición de componentes con cobalto procesado por el principal proveedor chino.

La empresa está evaluando “decenas de materiales distintos, entre ellos el cobalto, para identificar riesgos laborales y ambientales, como también oportunidades para que Apple produzca un cambio eficaz, escalable y sostenible”, le dijo la compañía a AI.

Apple, con sede en Cupertino, California, no quiso hacer más comentarios al ser contactada por Bloomberg News.

‘IMPOSIBLE’

Samsung Electronics encaminó los pedidos de comentarios a Samsung SDI, su proveedora de baterías. SDI le dijo a Amnistía que no hace negocios directamente con los principales proveedores chinos mencionados en el informe y que éstos no integran su cadena de suministro. Samsung admitió tener como proveedora a otra empresa identificada por los investigadores, pero dijo que es “imposible” determinar si el cobalto que recibe proviene de las minas de Katanga, según Aministía.

La investigación “expone la necesidad de transparencia, sin la cual las multinacionales pueden obtener ganancias de violaciones a los derechos humanos como el trabajo infantil sin verificar dónde ni cómo se extraen las materias primas para sus productos”, señala AI.

Una compradora importante del cobalto proveniente de las minas artesanales del país es Congo Dongfang Mining International (CDM), unidad de Huayou Cobalt, uno de los fabricantes de productos de cobalto más grandes del mundo, con sede en Zheijang, China.

CDM procesa el mineral y lo transforma en hidróxido de cobalto bruto en una planta en Lubumbashi, Congo, antes de exportarlo a fabricantes de componentes de baterías en China y Corea del Sur. La compañía exportó 3 mil 561 toneladas de hidróxido de cobalto en 2014, muestran estadísticas del gobierno congoleño.

RIESGO

Debido a que “CDM y Huayou Cobalt se encuentran en una posición fundamental de la cadena de suministro”, existe un “riesgo elevado” de que Huayou Cobalt esté comprando y posteriormente vendiendo el mineral de “minas en las cuales niños y adultos trabajan en condiciones de riesgo”, dijo Amnistía.

Existen hasta 150 mil minas artesanales en la región de Katanga. El Código de Minería del Congo, sancionado en 2002, establece que este tipo de minería sólo puede darse en zonas designadas por mineras registradas. El fracaso del gobierno para designar áreas suficientes provocó un crecimiento de la minería ilegal en lugares no autorizados, señala AI.

Una ley de Estados Unidos sancionada en 2010, la Ley Dodd-Frank, exige a las empresas que cotizan en bolsa que informen públicamente sobre el uso de otros cuatro minerales —tantalio, estaño, oro y tungsteno— provenientes del Congo y otros países de la región.

Amnistía y African Resources Watch instaron a los países a adoptar regulaciones similares para la transparencia del cobalto y otros minerales extraídos u obtenidos en “áreas de alto riesgo”.

: