Empresas

Anticipan más salida de mexicanas en Argentina

10 febrero 2014 4:19 Última actualización 08 octubre 2013 5:2

[Analistas dicen que Alsea, Alfa, Coppel y Mabe, son de las más sensibles al entorno del país / Bloomberg]


 
 
Miguel Ángel Pallares
 
 
El clima de negocios adverso en Argentina pone en riesgo a más empresas extranjeras con operaciones en ese país, incluidas varias mexicanas. Analistas estimaron que en los próximos dos años saldrán de la nación sudamericana al menos 20 compañías, afectadas por el control del tipo de cambio, límites en exportaciones e importaciones, una inflación alta y la desaceleración de la economía.
 
 
“Si el panorama sigue así o se profundiza esta política económica restrictiva, lo cual creo que va a pasar antes de fin de año, al menos 20 empresas saldrán en los próximos dos años. Creo que se va a poner peor antes de ver una mejoría”, dijo Matias Togni, de Euromonitor Internacional en Argentina.
 
 
La semana pasada Elektra anunció el retiro y liquidación de sus operaciones en Argentina debido al difícil entorno macroeconómico y de negocios en ese país.
 
 
Entre las principales firmas que operan en la nación sudamericana se encuentran: Coca Cola Femsa, América Móvil, Bimbo, Alsea, Arca Continental, Cemex y Televisa, según información de ProMéxico.
 
 
El analista de Euromonitor reveló que todos los meses hay noticias de la salida de una compañía. “Se han ido marcas de lujo como Louis Vuitton, el caso más significativo fue la salida de la brasileña Minera Vale que había anunciado una inversión de 6 mil millones de dólares y hace unos meses cancelaron el proyecto, de un día para otro”, detalló.
 
 
Daniel Heymann, director del Instituto Interdisciplinario de Economía Política de Buenos Aires, explicó que la economía argentina se desaceleró debido a problemas externos e internos, además de atravesar por un proceso inflacionario grave, derivado de acciones gubernamentales.
 
 
“Argentina es una economía con luces y sombras. Tras concluir la crisis (de 2008-2010) se recuperó muy fuerte y tuvo una expansión, pero el crecimiento se desaceleró en los últimos años, en parte por lo internacional y por factores internos, además hay un proceso inflacionario ligado a tensiones en el mercado de cambios”, aseveró.
 
 
Actualmente el tipo de cambio oficial en Argentina ronda los 5.81 pesos por cada dólar, mientras que el comercial se ubica en 8.49, lo que equivalente a un aumento de 40 por ciento respecto al cierre del 2012.
 
Importadoras, las más expuestas
Para Patricia Krause, economista para América Latina de la aseguradora de crédito Coface, las firmas más expuestas pertenecen a sectores que dependen de los productos importados en su producción.
 
 
“La perspectiva para las empresas mexicanas en Argentina es un reto, así como lo es para otros países. La razón principal son los controles del tipo de cambio, las importaciones y las restricciones a la exportación que limitan el acceso a los bienes comerciales y los controles sobre los flujos de capital que restringen la inversión”, explicó.
 
 
Así, las más sensibles al tipo de cambio son Alsea, Alfa y Mabe, mientras que las impactadas por el control de importaciones serían Modelo, Coppel y Lubritech. Telmex y Claro se verían afectadas por la regulación en tarifas de telefonía y Cemex, presionada por la baja actividad económica y de construcción en ese país.
 
 
Una estrategia de Alsea ha sido crear una provisión sobre inventario para sus operaciones en Argentina, con lo cual buscan aminorar el impacto en los topes a las importaciones. Patricia Vaca, embajadora de Argentina en México, rechazó que su país tenga condiciones adversas para las empresas y las inversiones extranjeras, sin embargo, reconoció que al menos 20 firmas se han ido en los últimos años. Expresó que si bien ha habido un éxodo de algunas, otras han llegado a invertir en su país, para que el que estimó un crecimiento de 4 por ciento en 2013. “En la década de los 90 el promedio de la inversión era de 18 por ciento y ahora estamos en 23 por ciento.
 
 
Muchas empresas mexicanas están bien, desarrollándose y con inversiones que plantearon para Argentina, como Carso, Mabe y Coca-Cola Femsa. La verdad está muy bien el clima para que estén llegando las inversiones”, aseguró.