Empresas

ANA hará vuelo prueba con Boeing 787

12 febrero 2014 5:2 Última actualización 26 abril 2013 12:21

[Bloomberg] La compañía está planeando 230 vuelos antes de transportar pasajeros. 


 
 
Reuters

TOKIO.- La aerolínea japonesa All Nippon Airways realizará el domingo un vuelo de prueba del avión 787 Dreamliner de Boeing Co, a medida que se prepara para reanudar el uso de una nave suspendida a nivel global tras incidentes por sobrecalentamiento de las baterías.
 
La prueba de ANA, el principal operador mundial de ese avión con 17 Dreamliners, llega después de que autoridades japonesas y estadounidenses dieran luz verde a la reanudación de los vuelos.
 
La compañía aérea está planeando unos 230 vuelos para sus aviones reparados antes de transportar pasajeros.
 
El presidente ejecutivo de Boeing Commercial Airplanes, Ray Connor, y el presidente ejecutivo de ANA Group, Shinichiro Ito, estarán a bordo del Dreamliner el domingo.
 
ANA aún debe decidir cuándo se restablecerán los vuelos comerciales, dijo el presidente Osamu Shinobe, aunque reiteró que los aviones Dreamliner seguirían siendo una parte esencial de la estrategia para su flota.
 
"Creo que la seguridad ha sido asegurada ahora, pero sólo volando el 787 con suavidad lograremos demostrar su seguridad y tranquilizar a nuestros pasajeros", dijo a periodistas Hiroyuki Ito, vicepresidente ejecutivo de ANA.
 
El rival local Japan Airlines Co Ltd dijo que comenzaría su propio programa de prueba a partir de mayo con el fin de utilizar los aviones para transportar pasajeros de nuevo a partir de junio.
 
"Tuvimos este problema con los 787, pero es una gran aeronave", dijo el presidente de JAL, Yoshiharu Ueki, a la prensa. JAL tiene siete aviones Dreamliner.
 
Boeing realizará el sábado una conferencia de prensa en Tokio. Mike Sinnett, Ingeniero jefe de proyecto de los 787 de Boeing, también hablará con periodistas.
 
También el sábado, Ethiopian Airlines se convertiría en la primera aerolínea mundial en reanudar el uso del Dreamliner, con un vuelo a la vecina Kenia, dijeron a Reuters 2 fuentes de la industria aérea el miércoles.
 
ANA aún no se ha divulgado los costos asociados a dejar en tierra los aviones, aunque dijo que perdió 868,300 dólares en ingresos por avión en las últimas 2 semanas de enero.
 
La aerolínea japonesa reanudará conversaciones sobre compensaciones con Boeing una vez que reanude sus vuelos comerciales y pueda calcular las pérdidas totales, dijo la compañía.
 
Además del arreglo de baterías aprobado por la Administración Federal de Aviación de Estados Unidos (FAA, por su sigla en inglés), la Oficina de Aviación Civil de Japón exigirá a las aerolíneas que cumplan con los estándares de seguridad del país cuando vuelan un 787, que incluyen monitorear las baterías cuando el avión está en el aire y también controlar las baterías usadas.
 
Equipos de ingenieros de Boeing empezaron a instalar baterías reforzadas en los Dreamliners de All Nippon Airways el lunes. ANA dijo que espera completar la reparación de su flota entera para mediados de mayo.