Empresas

Alliance Boots desiste de comprar Casa Saba

01 febrero 2014 8:26 Última actualización 12 diciembre 2013 12:37

 [La operación se suspendió porque Casa Saba no pudo determinar su situación financiera./Archivo]  


 
Miguel Ángel Pallares
 
La compañía inglesa Alliance Boots informó que dejó todas las discusiones con Casa Saba y sus acciones en relación a una compra o inversión en el corporativo mexicano especializado en distribución de medicamentos.
 
“Tras los informes en medios de comunicación en México y Chile de las discusiones entre Alliance Boots y Grupo Casa Saba y sus accionistas, Alliance Boots confirma que no tiene; con efecto inmediato, detuvo todas las discusiones con Casa Saba y sus accionistas en relación con una inversión en Casa Saba o una compra de ciertos activos”, dijo la empresa en un comunicado.
 
Alliance Boots decidió no invertir en la empresa mexicana porque el equipo dirigido por Manuel Saba Ades fue incapaz de determinar su situación financiera actual.
 
El pasado 28 de octubre, EL FINANCIERO informó que Casa Saba estaba a unos pasos de venderse a la empresa inglesa, lo cual generaría representaría la llegada de un nuevo jugador multinacional y provocaría impacto en el mercado al apuntalaría los enfoques del grupo mexicano en negocios como las farmacias.
 
“El escenario se perfila para que se venda todo el negocio si hay una buena oferta, porque no es probable que Boots compre una participación minoritaria en Saba; ellos quieren operar y ven a México como la entrada a Latinoamérica”, comentó una fuente al tanto de las negociaciones.
 
Actualmente, Casa Saba se enfrenta a diferentes problemas que han afectado su liquidez, el primero es que la venta de medicamentos al gobierno genera retrasos en la obtención de recursos, además de que los farmacéuticos a los que distribuye han postergado los pagos a la compañía, lo cual aunado al clima de debilidad económica, ha hecho que los laboratorios limiten la cantidad de mercancía vendida a la empresa.
 
Desde hace un año y medio, de acuerdo con la fuente consultada, Casa Saba ya había sido buscado por Alliance Boots, pero la oferta no fue lo suficientemente buena para hacer pensar a Manuel Saba sobre su venta.
 
Casa Saba todavía mantiene suspendida su cotización en la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), luego de no haber presentado su informe anual, debido a un retraso en el proceso de consolidar la información tras la venta de sus operaciones en el mercado brasileño.
 
Otro de los problemas que enfrenta Casa Saba es la demanda de un grupo minoritario de accionistas de Farmacias Benavides, que habían amenazado con tirar por la vía legal la venta de la empresa, ya que reclaman la falta de una oferta pública de adquisición de acciones durante la compra de Benavides en 2010.