Empresas

Alliance Boots compraría distribución de Casa Saba

Negociará con los fondos de Estados Unidos que acordaron pagar 4 mil 500 mdp por el negocio. Fuentes de Casa Saba comentaron que la transacción se consumaría en un periodo no mayor a 60 días y que la firma podría pagar un sobreprecio. 
Jonathan Ruiz
12 mayo 2014 21:36 Última actualización 13 mayo 2014 5:0
[Los títulos de Casa Saba están suspendidos en la BMV./Archivo] 

[Los títulos de Casa Saba están suspendidos en la BMV./Archivo]

No es sólo el negocio de Farmacias Benavides, en el que ya inició el proceso de compra a Grupo Casa Saba, lo que interesa a la inglesa Alliance Boots, sino también el negocio de distribución que recientemente vendió el corporativo mexicano.

Fuentes de Casa Saba informaron a EL FINANCIERO que esta compañía europea inició ya conversaciones con los dos fondos que adquirieron previamente dicho negocio que aportaba la mitad de los ingresos del conglomerado.

Incluso, advirtieron, Alliance Boots estaría en intención de pagar un sobreprecio respecto de los 4 mil 500 millones de pesos sufragados por los fondos Pharma Equity Global Fund LLC y World Global Equity Fund LLC, por esa división. La transacción fue anunciada en diciembre de 2013.

El periodo en el cual habrá de decidirse esa transacción es de 60 días contados a partir de la compra del negocio de farmacias, ocurrido el 6 de mayo, informaron las fuentes.

Las mismas personas detallaron que Alliance Boots se había acercado a los empresarios mexicanos desde hace aproximadamente un año con intención de revisar opciones de compra del negocio de distribución de medicamentos, mismas que no se concretaron.

¿POR QUÉ VENDER EL NEGOCIO?

El rendimiento de Grupo Casa Saba cayó de uno que rondaba el 5 por ciento anual, la década pasada, a otro del 2.5 por ciento a fechas recientes, informaron altos directivos de la empresa.

Esa caída en la rentabilidad motivó búsquedas de nuevas fórmulas, como la integración del negocio de farmacia, con la transacción acordada con Farmacias Ahumada, en septiembre de 2010.

Esa transacción entregó a Casa Saba una tasa interna de retorno del 17 por ciento anual, considerando el monto al que será vendido el negocio a Alliance Boots.

Sin embargo, en términos operativos no elevó suficientemente la rentabilidad de Casa Saba como para rechazar una oferta por esa división.

El negocio se invirtió en el sector. De ser dominado por farmacias independientes, ahora los autoservicios y las cadenas tienen el 75 por ciento del mercado.