Empresas

Geo se desploma en Bolsa por malos resultados en 4T16

Los malos resultados obtenidos por la viviendera Geo en el cuarto triemestre de 2016, hundieron en un 18 por ciento las acciones de la firma en la bolsa mexicana.
Francisco Hernández
28 febrero 2017 14:16 Última actualización 28 febrero 2017 15:43
[GEO designa a Orlando Loera como Asesor Principal/Bloomberg] 

[Cuartoscuro] Registran pérdidas URBI con 5.4%, GEO 3.4% y ARA 1.7%; URBI es la única con ganancia de 6.5%.

CIUDAD DE MÉXICO.- Los títulos de la desarrolladora mexicana Casas Geo se desplomaron este martes hasta un 18 por ciento en la Bolsa Mexicana de Valores, después de reportar una caída en sus ganancias del cuarto trimestre de 2016, atribuida a la caída en sus ventas de casas y a los gastos asociados a su proceso jurídico de reestructuración financiera.

La emisora llegó a hundirse hasta un 8.41 por ciento, a 2.57 pesos por papel, su mayor caía intradía, luego de esto la bolsa decidió suspender la cotización de la acción.

La empresa cerró con una caída de 20.32 por ciento a 2.51 pesos por acción. 

De acuerdo con el reporte enviado por la empresa a la bolsa, la compañía informó que sus ingresos cayeron casi 38 por ciento en el último cuarto de 2016, respecto al mismo lapso de 2015.

En tanto que la pérdida neta ascendió a 2 mil 793 millones de pesos, desde una utilidad neta de 21 mil 278 millones de pesos registrada en el periodo de octubre a diciembre de 2015.

La firma atribuyó la caída, entre otros factores a la baja en sus ventas de casas. 

En el cuarto trimestre, Geo sólo registró la venta de 741 unidades, cifra menor respecto a las 941 desplazadas en el mismo periodo de 2015.

Además, atribuyó el 80 por ciento de su pérdida neta a los gastos asociados a su proceso jurídico de reestructura financiera.

Gerardo Copca, analista de capitales de MetÁnalisis, refirió que desafortunadamente los resultados que está presentando la empresa, algunos inversionistas ven que las cosas no son fáciles para la compañía y las condiciones se vuelven todavía más difíciles, porque ya tuvo la oportunidad para renegociar y reestructurar su deuda”.

“Las condiciones no se le han dado y esa decepción es lo que está influyendo en el sentimiento de los inversionistas. Desafortunadamente nada le está ayudando a la acción y los inversionistas optan por buscar otras alternativas”, agregó Copca.