Empresas

60% de la ropa se vende en la ilegalidad: Canaive

10 febrero 2014 4:7 Última actualización 25 octubre 2013 16:11

[Las exportaciones del textil-vestido sumaron de enero a julio 3,951 millones de dólares, cifra 1.8% superior al 2012 /Bloomberg]  


 
 
 
 
Zenyazen Flores
 
 
 
 

MÉRIDA, Yucatán.- La Cámara Nacional de la Industria del Vestido (Canaive) alertó que 60 por ciento de las prendas de vestir que se venden en el país se comercializan en el mercado ilegal, situación que preocupa a los industriales sobre todo porque en los últimos años se registra un aumento en la entrada de mercancía asiática.
 
 
Durante la inauguración del 37 Congreso Nacional de la Industria del Vestido 2013, Sergio López de la Cerda, presidente de la Canaive, señaló que al problema de la ilegalidad, se suma el consumo débil derivado de la desaceleración económica que atraviesa el país y la reforma hacendaria que afecta a la misma base cautiva.
 
 
Indicó que en lo que va del año la industria ha tenido un crecimiento de 2.8 por ciento que es “alentador” ante el escenario de desaceleración y el incremento de las importaciones, no obstante, insistió en que se debe trabajar en acciones para combatir la ilegalidad.
 
 
“Prevemos un primer semestre lento para el siguiente año ya que está cerrando de igual forma, por lo que pedimos al gobierno contundencia, determinación y compromiso con la sociedad para que termine con la ilegalidad”, comentó.
 
 
En su participación, José Guadalupe Saens, representante de secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, dijo que en la primera mitad del año la actividad de la cadena industrial textil-vestido tuvo un crecimiento de 2.3 por ciento, y sólo el sector vestido creció 3.1 por ciento.
 
 
Durante el evento, el cual fue inaugurado por Rolando Zapata, gobernador del estado de Yucatán, añadió que las exportaciones de la cadena textil-vestido sumaron de enero a julio de este año 3 mil 951 millones de dólares, cifra 1.8 por ciento superior al mismo periodo de 2012.
 
 
Las exportaciones del vestido representan las tres cuartas partes de la cadena con 3 mil millones de dólares, y más de 90 por ciento de las exportaciones de las confecciones y prendas de vestir se dirigen a Estados Unidos, que continúa siendo el principal mercado de exportación.
 
 
La cadena textil y de vestido genera alrededor del 9.9 por ciento del empleo en las manufacturas; al cierre del primer semestre de este año la cadena dio empleo a 425 mil 500 trabajadores, de los cuales 73 por ciento corresponden a la industria del vestido.
 
 
“Estos resultado denotan que la cadena tiene el potencial de crecer aún en un escenario de desaceleración económica y nos motiva a seguir trabajando para aumentar la competitividad”, expuso Saenz.
 
 
Recordó que el pasado 31 de diciembre de 2012 se publicó el decreto que aplazó un año la desgravación de fracciones arancelarias en importación de mercancía relacionadas con la industria de la confección, a fin de responder de mejor manera a las nuevas tendencias del mercado interno.
 
 
“Hoy es una tarea pendiente y que debemos analizar qué vamos a hacer el 1 de enero de 2014”, señaló.
 
 
Añadió que el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto retomó los trabajos de la comisión intersecretarial en contra de la ilegalidad, a fin de “combatir la ilegalidad y las prácticas desleales de introducción de mercancía como la subvaluación, triangulación, piratería y contrabando”.