Economía

Ventas minoristas de EU, sin cambios en abril por debilidad en autos

Las ventas minoristas sin contar autos, gasolina, materiales de construcción y servicios alimentarios también estuvieron sin cambios tras un incremento revisado al alza de 0.5% en marzo.
Reuters
13 mayo 2015 8:44 Última actualización 13 mayo 2015 8:44
rebajas consumo interno (Cuartoscuro/Archivo)

rebajas consumo interno (Cuartoscuro/Archivo)

WASHINGTON.- Las ventas minoristas de Estados Unidos se mantuvieron sin cambios en abril ya que las familias redujeron las compras de autos y otros artículos costosos, sugiriendo que la economía tuvo dificultades para repuntar con fuerza tras el magro crecimiento del primer trimestre.

El Departamento de Comercio dijo además el miércoles que las ventas minoristas para marzo fueron revisadas al alza para mostrar un incremento de 1.1 por ciento en lugar de la subida de 0.9 por ciento reportada anteriormente.

Economistas encuestados por Reuters esperaban un ascenso del 0.2 por ciento en las ventas de abril.

Las ventas minoristas sin contar autos, gasolina, materiales de construcción y servicios alimentarios también estuvieron sin cambios tras un incremento revisado al alza de 0.5 por ciento en marzo.

Las llamadas ventas minoristas subyacentes se corresponden de manera más estrecha con el componente del gasto del consumidor en el producto interno bruto. Los economistas habían estimado un aumento de 0.5 por ciento en abril después del avance informado anteriormente de 0.4 por ciento en marzo.

Las ventas minoristas han mostrado una tendencia a la baja pese a que las familias recibieron un enorme beneficio por la caída de los precios de la gasolina.

Los consumidores parecen haber ahorrado gran parte del dinero que les sobra por el abaratamiento de la gasolina.

El reporte flojo fue la señal más reciente de que si bien la economía hizo pie al comienzo del segundo trimestre, no tuvo el ritmo que convencería a la Reserva Federal de ajustar la política monetaria antes de septiembre.

La actividad se vio afectada por una combinación de mal tiempo, alteración en los movimientos portuarios, la fortaleza del dólar y grandes recortes en la inversión de las firmas energéticas.

El gobierno reportó el mes pasado que el PIB se expandió a un ritmo anual de 0.2 por ciento en los tres primeros meses del año.

Sin embargo, datos del comercio e inventarios mayoristas que se conocieron la semana pasada sugirieron que la economía de hecho se contrajo. El gobierno publicará su revisión del PIB más adelante este mes.

El mes pasado, las ventas minoristas se vieron reducidas por una baja del 0.4 por ciento en la facturación de las concesionarias de autos. En las mueblerías, los ingresos cayeron 0.9 por ciento.