Van en aumento los signos de desaceleración en la economía
ESCRIBE LA BÚSQUEDA Y PRESIONA ENTER

Van en aumento los signos de desaceleración en la economía

COMPARTIR

···

Van en aumento los signos de desaceleración en la economía

El Centro de Estudios de las Finanzas Públicas pronosticó que el panorama económico mexicano no es muy alentador y da algunas cifras.

Héctor Usla
03/08/2018
Económico. El precio del jitomate registró un descenso del 15.27 por ciento en un mes.

Los resultados de los indicadores cíclicos de la economía mexicana confirman que la actividad productiva atraviesa una fase de menor dinamismo.

El Indicador Adelantado, que se encarga de anticipar la posible trayectoria de la economía, hiló en junio su quinto mes a la baja, al establecerse en los 100.10 puntos, y se ubicó en su menor nivel desde mayo de 2017. Disminuyó 0.07 puntos con respecto a mayo, de acuerdo con información del Inegi.

Por su parte, el Indicador Coincidente, que refleja el estado general de la economía, se ubicó en mayo por debajo de su tendencia de largo plazo al registrar un valor de 99.8 puntos y un retroceso de 0.03 puntos con relación al mes anterior. Con este resultado acumuló tres meses consecutivos en contracción.

Julio Santaella, presidente del Inegi, consideró que los resultados de junio “confirman la señal de menor dinamismo de la lectura de mayo, aunque modera y posterga la señal de una desaceleración”.

En un reporte, el Centro de Estudios de las Finanzas Públicas (CEFP) advirtió que el panorama económico no es muy alentador, pues las expectativas de los analistas del sector privado se ajustaron a la baja, según la última encuesta del Banco de México.

“El sector privado estimó que el crecimiento económico nacional será de 2.25 por ciento en 2018, dicha cifra es mayor a la observada en 2017 (2.04 por ciento) pero inferior a lo que se esperaba el mes pasado (2.29 por ciento) y a lo registrado en 2016 (2.91 por ciento)”, puntualizó el organismo.

El Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) señaló recientemente que al inicio del segundo semestre del año la economía mexicana parece estar entrando en una fase de atonía, donde el crecimiento pudiera ser muy bajo o incluso nulo.

En un reporte, el organismo indicó que la desaceleración que reportó la economía en el último tramo de 2017 podría contagiarse a la segunda mitad del año, derivado de un menor gasto público, por el cambio de la administración gubernamental y por un menor gasto privado, especialmente en inversión.