Economía

UE pone condiciones para que Reino Unido acceda al mercado único

La Unión Europea trazó una estrategia unificada para encarar al próximo gobierno británico, que buscará rescatar la mayor cantidad de derechos de la UE posibles sin tener que cumplir con una cantidad máxima de obligaciones.
AP
29 junio 2016 21:40 Última actualización 29 junio 2016 21:50
Big ben reino unido. (Bloomberg)

Big ben reino unido. (Bloomberg)

BRUSELAS, Bélgica.- Líderes de la Unión Europea trazaron una marcada línea sobre del Canal de la Mancha al decirle al Reino Unido que no puede retener sus valiosos lazos comerciales con sus antiguos socios continentales en el mercado único de la UE, si no acepta a trabajadores europeos.

Las condiciones atraviesan el seno de la votación británica para dejar el bloque europeo luego de una virulenta campaña en donde la migración desde países más pobres de la Unión Europea se convirtió en un punto clave. También abre la puerta para las complejas negociaciones de divorcio que enfrenta el sucesor del primer ministro, David Cameron, puesto para el cual se abrieron las nominaciones.

Reunidos por primera vez sin el Reino Unido, los otros 27 países de la Unión Europea trazaron una estrategia unificada para encarar al próximo gobierno británico, que buscará rescatar la mayor cantidad de derechos de la UE posibles sin tener que cumplir con una cantidad máxima de obligaciones.


Salieron de la cumbre insistiendo que las "cuatro libertades" centrales para la unidad europea son indivisibles: de tránsito de personas, de servicios, de bienes y de finanzas.

En ausencia de Cameron, el vínculo más palpable a Gran Bretaña que quedó fue que se habló en inglés. El resto de presidentes, cancilleres y primeros ministros mostraron una resolución común firme, comprometiéndose a estar "absolutamente determinados a permanecer unidos", dijo el presidente del Consejo de la Unión Europea, Donald Tusk.

Los líderes buscaron disipar cualquier noción de que el resultado del referendo sería su Waterloo.

"Con un Reino Unido desunido, ahora más que nunca necesitamos que Europa se mantenga unida", dijo el primer ministro de Luxemburgo, Xavier Bettel.

Tusk convocó a una cumbre especial de la UE para el 16 de septiembre en Bratislava, Eslovaquia, para delinear un plan que mantenga unida a la Unión Europea. Existe una extensa sensación de que el proyecto de posguerra para engendrar la paz por la vía comercial se ha vuelto demasiado burocrático y autoritario, sin mucho significado para sus 500 millones de ciudadanos. Las naciones fundadoras en el oeste se inclinan a una unión más estrecha, mientras que en el este quieren mantener más control con gobiernos nacionales, especialmente de sus fronteras.

El presidente de Francia, Francois Hollande, advirtió que permitir que continúe el estatus quo beneficiaría a las fuerzas populistas que buscan "el fin de Europa". Francia es uno de los países de la UE que enfrenta llamados a un referendo para desprenderse del bloque, especialmente de la extrema derecha.

: