Economía

Sólo 10% del sector agropecuario, con
acceso al crédito: ENA

Los altos intereses y la cantidad de requisitos son factores que han desanimado la solicitud de créditos en el sector agropecuario y cuyo acceso pasó de 7.7 por ciento en 2012 a 10.4 en 2014, de acuerdo con la Encuesta Nacional Agropecuaria.
Héctor Chávez
10 agosto 2015 18:1 Última actualización 10 agosto 2015 18:1
trabajadores en ingenio de azúcar

De las unidades agropecuarias que obtuvieron créditos, destacan las que cultivaron trigo, caña y sorgo. (Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- El acceso al crédito para el sector agropecuario paso de llegar en el 2012 a un 7.7 por ciento de la población que trabaja en este ámbito, a 10.4 por ciento en septiembre del año pasado, de acuerdo con datos de la Encuesta Nacional Agropecuaria (ENA) del INEGI 2014.

De acuerdo con ésta, del 10.4 por ciento de las unidades de producción que obtuvieron crédito, resaltan las que cultivaron trigo, caña y sorgo.

En contraste se destaca que la principales causas por las que las unidades de producción no solicitaron crédito fueron los altos intereses, la gran cantidad de requisitos y que al productor no le gusta endeudarse.

Durante la presentación de los resultados de la Encuesta que contempla el ciclo agrícola de octubre del 2013 a septiembre de 2014, se destacó que la principal fuente de crédito para el campo siguen siendo las cajas de ahorro, seguida por las empresas o personas que compran la producción, de las que proveen los insumos y en menor proporción, los bancos.





No obstante, el titular de la Secretaría de Agricultura, Enrique Martínez, señaló que a partir de la nueva política de financiamiento para los pequeños productores del país, la Financiera Nacional de Desarrollo ha logrado incrementar en 40 por ciento el crédito colocado en las unidades de producción agroalimentaria, cifras hasta finales del primer semestre del 2015.

“Con el incremento en la colocación de crédito con tasas a un solo dígito, creo que ya es muestra de que empezamos a tener una verdadera banca de desarrollo”.

En la encuesta donde se analizaron 34 de los productos más importantes para el país, seleccionados a partir de la participación que tienen en el Producto Interno Bruto, de las recomendaciones de la FAO y el Programa Sectorial de Desarrollo Agropecuario, se destaca que la superficie agrícola total de las unidades de producción, fue de 27.5 millones de hectáreas, en donde el 81.5 por ciento corresponde a superficie sembrada o plantada, mientras que el 18.5 no lo está.

De la superficie agrícola 5.6 millones de hectáreas que representan el 20.3 por ciento es de riego y el 79.7 restante -21.9 millones de hectáreas- de temporal.

De un total de 3 millones 286 mil 465 unidades de producción, sólo el 17.6 por ciento cuenta con superficie agrícola de riego.

La comercialización de las cosechas es un problema que aqueja a los campesinos, pues el 42 por ciento de la producción se distribuye a través de intermediarios, mientras que en el sector pecuario el intermediarismo afecta al 59 por ciento de los participantes.

La producción nacional agrícola de los cinco principales cultivos del país son la caña de azúcar, con 49.3 millones de toneladas; maíz grano blanco, 21.1 millones; sorgo grano, 7.2 millones, trigo grano 3.5 y frijol 1.5 millones. Éstos representan el 76.4 por ciento del volumen de producción de los productos que forman parte de la ENA 2014.

Cabe señalar que para el desarrollo de sus actividades, los principales problemas que enfrentan los productores son los altos costos de los insumos y servicios en un 83.4 por ciento, lo que afecta de manera importante a la producción de sorgo grano, trigo grano y a la caña de azúcar.

Las pérdidas de las cosechas por diferentes causas naturales, afectan en mayor medida a la producción de maíz blanco y frijol. La falta de asistencia técnica, con el 45.5 por ciento, afecta también a los cultivos anteriores. La pérdida de fertilidad del suelo con el 37.2 por ciento, afectando principalmente en el frijol y maíz blanco.