Economía

Solicitudes de subsidio por desempleo en EU caen más de lo esperado

En la semana que terminó el 8 de julio, se registraron 247 mil pedidos iniciales de los beneficios estatales por desempleo en Estados Unidos, registrando así la primera caída en un mes. 
Reuters
13 julio 2017 7:59 Última actualización 13 julio 2017 9:45
desempleo en EU

desempleo en EU (Shutterstock)

WASHINGTON.- El número de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo cayó la semana pasada por primera vez en un mes, en el más reciente indicio de la fortaleza de un mercado laboral que está sosteniendo el crecimiento económico.

Los despidos persistentemente bajos apuntan a un sólido mercado laboral que está sustentando al crecimiento económico, mientras que un incremento en los precios al productor sugiere que una reciente moderación en la inflación probablemente fue temporal.

Los pedidos iniciales del beneficio estatal por desempleo bajaron en 3 mil, a una cifra desestacionalizada de 247 mil, en la semana que terminó el 8 de julio, dijo este jueves el Departamento de Trabajo.

Los pedidos han estado ahora debajo de los 300 mil, un umbral asociado con un mercado laboral saludable, por 123 semanas consecutivas.

Esa ha sido la racha más larga desde 1970, cuando el mercado laboral era más pequeño. El mercado laboral está cerca del empleo pleno, con una tasa de desempleo de 4.4 por ciento.

El número de estadounidenses que aún recibe beneficios tras una semana inicial de ayuda bajó en 20 mil, a 1.95 millones, en la semana que terminó el 1 de julio.

Los llamados pedidos continuos han estado ahora debajo de 2 millones por 13 semanas consecutivas, lo que apunta a una reducción de la capacidad ociosa en el mercado laboral.

La fortaleza del mercado laboral y señales de una aceleración en la inflación podrían aumentar las expectativas de que la Fed eleve las tasas de interés en diciembre por tercera ocasión en el año y anuncie en septiembre un plan para empezar a reducir su cartera de 4.2 billones de dólares de bonos del Tesoro y activos respaldados por hipotecas.

La presidenta de la Fed, Janet Yellen, dijo a legisladores el miércoles que la economía está lo suficientemente saludable como para que el Banco Central estadounidense eleve las tasas e empiece a reducir su enorme cartera de bonos.

: