Economía

Soborno equivale
a 34.5% de utilidades
de empresas: OCDE

La Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico alertó que el cohecho se ha usado en varios países para obtener contratos de empresas propiedad o controladas por el Estado y equivalieron a 34.5% de las utilidades.
Redacción
02 diciembre 2014 22:43 Última actualización 02 diciembre 2014 22:43
Construcción

La construcción es uno de los sectores donde se registraron más actos de cohecho, según la OCDE.  (Foto: Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) dio a conocer el costo del cohecho y la corrupción en el extranjero, la mayoría de los cohechos internacionales son pagados por empresas grandes, por lo general con el conocimiento de los altos directivos.

En los casos analizados, los cohechos equivalieron al 10.9 por ciento del valor total de la transacción en promedio, y al 34.5 por ciento de las utilidades, es decir 13.8 millones de dólares por cohecho.
Pero, dadas la complejidad y la naturaleza oculta de las transacciones corruptas, esto sin duda es simplemente la punta del iceberg, afirmó la OCDE.

“Por lo general, los cohechos se pagan para obtener contratos de empresas propiedad del Estado, o controladas por el Estado, en las economías avanzadas, más que en el mundo en desarrollo, y la mayoría de quienes los pagan y quienes los cobran provienen de países ricos”, indicó.


En el informe de la OCDE sobre cohecho internacional se analizan más de 400 casos en todo el mundo que implican a empresas o individuos de los 41 países signatarios de la Convención de la OCDE contra el Cohecho, los cuales estuvieron implicados en el cohecho de servidores públicos extranjeros.

Casi dos tercios de los casos ocurrieron en sólo cuatro sectores: extractivo (19 por ciento); construcción (15 por ciento); transporte y almacenamiento (15 por ciento); e información y comunicaciones (10 por ciento).

Por otro lado, el informe destaca que los sobornos fueron prometidos, ofrecidos o entregados con mayor frecuencia a empleados de empresas propiedad del Estado (27 por ciento), seguidos por funcionarios aduanales (11 por ciento), funcionarios de salud (7 por ciento) y funcionarios de la defensa (6 por ciento).

Los jefes de Estado y ministros recibieron los cohechos en 5 por ciento de los casos, pero éstos representaron el 11 por ciento del total de lo pagado por este concepto.

En la mayoría de los casos, los cohechos se pagaron para obtener contratos de compras públicas (57 por ciento), seguidos por la agilización de trámites de despacho aduanero (12 por ciento). El 6 por ciento de los cohechos se entregaron para obtener un tratamiento fiscal preferencial.

“La corrupción debilita el crecimiento y el desarrollo. El corrupto debe ser llevado ante la justicia,” comentó Ángel Gurría, Secretario General de la OCDE.