Economía

Shell invertirá 1,000 mdd en enorme yacimiento de crudo en Irak

12 febrero 2014 4:52 Última actualización 16 marzo 2013 12:31

[Bloomberg]Royal Dutch Shell invertirá más de 1,000 millones de dólares este año para desarrollar uno de los mayores yacimientos de crudo de Irak, donde reanudará sus operaciones el 1 de mayo. 



Reuters

Basora.- Royal Dutch Shell invertirá más de 1,000 millones de dólares este año para desarrollar uno de los mayores yacimientos de crudo de Irak, donde reanudará sus operaciones el 1 de mayo, dijeron el sábado funcionarios.

"La cifra para el presupuesto excederá los 1,000 millones de dólares", dijo Mehdi Badi, jefe del comité de gestión conjunta del campo.

El yacimiento de Majnoon fue cerrado en junio para labores de mantenimiento y a fin de instalar una plataforma en internet sobre la nueva producción.

Cuando vuelva a operar, la producción inicial será de 100,000 barriles de petróleo por día (bpd), y posiblemente subirá a 200,000 bpd, dijo el sábado el ministro del Petróleo de Irak, Abdul Kareem Luaibi.

La reanudación del bombeo podría ayudar a elevar las exportaciones del país miembro de la OPEP hacia el promedio proyectado en el presupuesto de 2,9 millones de bpd, lo que compensa por un recorte en el norte iraquí mayormente autónomo.

Irak exportó en promedio 2,538 millones de bpd en febrero, dijo Luaibi, por encima de los 2,359 millones de bpd del mes previo, pero aún por debajo de su objetivo.

"El factor significativo que impactó las exportaciones fue el clima (...) pero esperamos que estos meses compensen por las grandes pérdidas de la primera temporada", declaró.

En su mayor nivel, las exportaciones de petróleo de Irak superaron los 2,6 millones de bpd, pero en diciembre pasado su región de Kurdistán dejó de embarcar crudo debido a una disputa con el Gobierno central sobre los pagos a compañías petroleras que operan en la zona.

En los últimos años, los kurdos han firmado acuerdos en sus propios términos con Exxon Mobil, Chevron Corp y la rusa Gazprom Neft, irritando a Bagdad, que considera los contratos como ilegales.

Irak cuenta con las cuartas reservas más grandes de crudo y espera exportar 6 millones de bpd al 2017.