Economía

Sener analiza modificar Ronda Uno por baja en precio del crudo

El secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, dijo que lo que se podría considerar son cambios en las licitaciones de los yacimientos no convencionales, particularmente en donde no hay infraestructura.
Reuters
03 diciembre 2014 13:57 Última actualización 03 diciembre 2014 15:18
Pedro Joaquín Coldwell

Pedro Joaquín Coldwell realizó una conferencia de prensa. (Fabián García)

CIUDAD DE MÉXICO.- México podría modificar la licitación de hidrocarburos no convencionales en la llamada Ronda Uno, en la que ofrecerá pronto contratos de exploración y extracción, debido a la fuerte baja de los precios del petróleo, dijo el secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell.

Las áreas y campos a licitar fueron anunciadas en agosto como el primer paso de una profunda apertura del sector energético al capital privado derivada de la ambiciosa reforma energética concretada este año, que incluye aguas someras, campos maduros, áreas de shale (lutitas) y otros hidrocarburos no convencionales y de aguas profundas.

Sin embargo, la fuerte caída en los precios internacionales del crudo en los últimos meses han llevado a analistas y observadores a preguntarse si México mantendrá intacto su plan debido a los altos costos que suponen el desarrollo de algunos proyectos, como los no convencionales y los de aguas profundas.


"Lo que podríamos considerar, analizar, son los yacimientos no convencionales de la Ronda Uno. Ahí podríamos estar en costos un poco altos, particularmente en aquellos yacimientos no convencionales de México donde no hay infraestructura", dijo Coldwell la noche del martes en un evento organizado por Thomson Reuters y Capital de México.

"Esos estamos evaluando, pero tenemos tiempo para evaluar porque en nuestra programación esa etapa de la licitación se va a ir a finales de febrero o principios de marzo", añadió.

Las áreas de no convencionales en la Ronda Uno incluyen áreas de la Cuenca Tampico-Misantla, donde se presumen existen vastos recursos de lutitas, y de Chicontepec -geológicamente complejo- donde Pemex ha invertido miles de millones de dólares sin obtener los resultados esperados.

México busca atraer multimillonarias inversiones privadas con la reforma energética a fin de elevar su alicaída producción de crudo a niveles cercanos a los 3 millones de barriles por día en los próximos años.

Pero también apuesta a que la reforma atraerá inversiones en gas, del que está elevando su uso para la generación de electricidad y el consumo de la industria.