Economía

Seis estados, los mejor calificados en ejecutabilidad contractual: ABM

Aguascalientes, Baja California, Guanajuato, Michoacán, Nuevo León y Sonora tienen los indicadores más altos para hacer cumplir contratos mercantiles e hipotecarios, según un estudio 
patrocinado por la Asociación de Bancos de México.
Jeanette Leyva
20 julio 2015 11:55 Última actualización 20 julio 2015 11:56
Luis Robles Miaja (Cuartoscuro/Archivo)

Luis Robles Miaja, presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM) (Cuartoscuro/Archivo)

Aguascalientes, Baja California, Guanajuato, Michoacán, Nuevo León y Sonora son las entidades que tienen los indicadores más altos en materia de ejecutabilidad contractual, en esos estados los bancos tienen mejores condiciones para hacer cumplir contratos mercantiles e hipotecarios.

Mientras que Oaxaca, Quintana Roo, Tlaxcala y Veracruz son los estados con el indicador más bajo en materia de recuperación de los contratos, esto según los Indicadores de Ejecutabilidad Contractual diseñado por la agencia calificadora Moody's.

De acuerdo con el estudio "Ejecución de contratos mercantiles e hipotecas en las Entidades Federativas" realizado por el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM) y el despacho Gaxiola Calvo, patrocinado por la Asociación de Bancos de México (ABM), en la eficiencia en la ejecución de sentencias Chihuahua, Hidalgo, Distrito Federal son los peor calificados.

Mientras que en calidad institucional, Guanajuato, Sinaloa, Michoacán, Nuevo León y Aguascalientes son los más eficientes.

En términos de la duración de los procedimientos mercantiles, Oaxaca, Tlaxcala, Quintana Roo, Jalisco y Zacatecas son los estados en donde más duran los procedimientos.

Luis Robles, presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), indicó que en la medida que un estado tenga un mejor manejo de la justicia se tendrán menores tasas de interés en esa entidad.

En la mayoría de los estados se cumplen con un marco normativo eficiente para la ejecutabilidad de los contratos, porque en los últimos años el país ha avanzado, ya que hace un par de décadas el poder judicial dependía del Ejecutivo, recordó.

No se puede afirmar que en México se vive en un estado absoluto de falta de derecho, no es verdad, aseguró.