Economía

Sector privado alemán
se expande y apunta
a recuperación: PMI

Por decimoséptimo mes consecutivo el índice compuesto de gerentes de compras, que sigue a los sectores manufacturero y de servicios y que representa más de dos tercios de la economía alemana, subió a 54.1 en septiembre.
Reuters
03 octubre 2014 8:37 Última actualización 03 octubre 2014 9:30
PMI del sector privado en Alemania

Algunas firmas temen que la planeada introducción del salario mínimo nacional en enero de 2015 pueda afectar el crecimiento económico. (Bloomberg)

BERLIN.- El sector privado alemán se expandió en septiembre por decimoséptimo mes consecutivo, mostró el viernes un sondeo, sugiriendo que la mayor economía de Europa volverá a crecer en el tercer trimestre tras contraerse en el segundo.

La lectura final del índice compuesto de gerentes de compras (PMI) elaborado por Markit, que sigue a los sectores manufacturero y de servicios y que suponen más de dos tercios de la economía alemana, subió a 54.1 en septiembre desde 53.7 en agosto.

La cifra estuvo por encima de la marca de 50 que separa el crecimiento de la contracción y también superó levemente una estimación preliminar de 54.0. El índice fue impulsado por la expansión en el sector de servicios, mientras que la actividad manufacturera se contrajo.



"En contraste al atribulado sector manufacturero, el sector de servicios de Alemania se siguió fortaleciendo ante del fin del tercer trimestre", dijo Oliver Kolodseike, economista de Markit.

El funcionario considera que los sondeos PMI sugieren que la economía alemana se recuperó entre julio y septiembre luego de contraerse un 0.2 por ciento en el periodo de abril a junio.

"No obstante, se espera que el crecimiento económico esté muy por debajo de la expansión de 0.7 por ciento registrada en el primer trimestre, dado que la actividad manufactura se estancó", agregó.

Los libros de pedidos de los proveedores de servicios estuvieron más llenos en septiembre y reforzaron el reclutamiento de personal.

Sin embargo, no han sido tan optimistas sobre las perspectivas futuras desde junio de 2013, debido a que algunas firmas temen que la planeada introducción del salario mínimo nacional en enero de 2015 pueda afectar el crecimiento económico.