Economía

Se acumulan signos de freno económico

12 febrero 2014 4:34 Última actualización 27 junio 2013 7:18

 [Bloomberg / Archivo] 


 
Eduardo Jardón
 
El crecimiento de la economía estadounidense registró una sorpresiva y considerable revisión a la baja en el primer trimestre del año, por un ajuste en el gasto de las familias, que resultó menor al previsto.
 
La Oficina del Análisis Económico (BEA, por sus siglas en inglés) de ese país calculó que en el periodo enero-marzo la actividad económica avanzó 1.8%.
 
Esta cifra fue inferior a 2.4% previo y a 2.5% del primer cálculo. El consenso de analistas estimó que el dinamismo del Producto Interno Bruto (PIB) se mantendría en 2.4%. Aun así, se colocó por arriba del crecimiento de sólo 0.4% en el cuarto trimestre de 2012.
 
“Una desaceleración en el consumo más pronunciada que lo anticipado explicó, en gran medida, el sorpresivo enfriamiento del crecimiento del PIB”, destacó Raúl Rodríguez, economista de Banamex.
 
Y en efecto, las cifras oficiales revelan que el consumo avanzó 2.6%, por debajo de 3.4% de la estimación previa.
 
El gasto de los estadounidenses es el principal motor de la actividad económica, ya que representa poco más de dos terceras partes del PIB. También restó dinamismo un menor avance en la inversión del sector privado, que fue revisada de 9 a 7.4%.
 
El analista de Banamex destacó que por lo general en la segunda revisión en las cifras del PIB no se realizan ajustes sustanciales, por lo que la expectativa de los economistas no anticipó un cambio en el crecimiento en las cifras publicadas anteriormente.
 
Mencionó que será importante darle seguimiento a las cifras mensuales del consumo personal, para confirmar en qué rubros muestra un menor dinamismo este indicador.
 
Para analistas de Monex, un menor crecimiento del PIB y el consumo de las familias implica que la economía estadounidense está creciendo más lento y podría generar revisiones a la baja en las estimaciones para todo el año.
 
Virgilio Velásquez, analista de Intercam, consideró que las cifras sugieren que esa economía no está creciendo lo suficientemente fuerte para que la Reserva Federal comience a reducir la compra de activos.
 
Al respecto, Julia Baca, economista de Banorte-Ixe, estima que en el segundo trimestre la mayor economía del mundo presentará un crecimiento similar al del primero, y para todo el año el pronóstico es de un avance de 2%.
 
El gasto del gobierno se contrajo 4.8% en el primer trimestre, con lo que restó 0.93 puntos al crecimiento económico. No obstante, la contracción fue inferior a 7% del cuarto trimestre de 2012.
 
La analista de Banorte-Ixe mencionó que la disminución en este rubro fue consecuencia de bajas en todos sus componentes, como gasto en defensa, gasto del gobierno federal, estatal y local.
 
Según sus cálculos, en lo que resta del año el gasto público seguirá restando puntos al crecimiento de la mayor economía del mundo.
 
 
Exportaciones mexicanas, en su peor nivel en 4 años
 
 
Las exportaciones mexicanas cayeron en mayo, con lo que se anticipa un menor dinamismo en la actividad económica en el segundo trimestre.
 
El Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) informó que las ventas de mercancías al exterior sumaron 32,835 millones de dólares, un 0.9% menos que en el quinto mes de 2012.
 
Con esta cifra se confirma la tendencia negativa del sector exportador, que ha sido seriamente afectado por la menor producción en Estados Unidos, principal destino de los productos mexicanos.
 
En los primeros 5 meses de 2013, este sector muestra su peor desempeño en 4 años, ya que las exportaciones acumularon un crecimiento de apenas 0.2%, el más bajo para un periodo similar desde 2010, mientras que las importaciones subieron 3.7%.
 
Las cifras ajustadas por estacionalidad muestran una reducción en las exportaciones de 0.10%, respecto a abril.
 
Adrián Muñiz, subdirector de análisis de Vector Casa de Bolsa, informó que las cifras de la balanza comercial a mayo anticipan un pobre comportamiento de la producción industrial en México.
 
Con base en los registros del comercio exterior, estima que la industria creció alrededor de 2% en el mes.
 
“La balanza comercial de mayo mostró un débil entorno económico externo al reflejar un pobre comportamiento de las exportaciones totales y no petroleras”, comentó el analista.
 
Ventas petroleras, a la baja En su reporte, el INEGI detalló que las exportaciones petroleras cayeron 15.8% y las no petroleras aumentaron 1.3%.
 
Al interior de estas últimas las agropecuarias retrocedieron 4.9% y las extractivas 20.4%, mientras que las de la industria manufacturera avanzaron 2%, dentro de éstas las del sector automotor aumentaron 14.9%.
 
Alejandro Cervantes, economista de Banorte-Ixe, mencionó que el reporte del INEGI confirma la expectativa de que la producción manufacturera disminuyó sustancialmente su ritmo crecimiento durante el segundo trimestre.
 
Por su parte, las importaciones sumaron 33,000 305 millones de dólares y crecieron 1.5% anual.
 
Las petroleras bajaron 12.9% y las no petroleras crecieron 3.5%. Las de bienes de consumo subieron 0.1%, las de bienes intermedios crecieron 1.7% y las de bienes de capital lo hicieron en 2%.
 
En mayo el intercambio comercial reportó un déficit de 469 millones de dólares, superior a los 308 millones que estimó el mercado.
 
 
Información proporcionada por El Financiero Diario.