Economía

3 retos para el nuevo gobernador de Banxico

Los expertos indican que Alejandro Díaz de León Carrillo, quien asumirá el cargo a partir del próximo viernes, podría enfrentar un tipo de cambio presionado por la reforma fiscal de EU, el TLCAN y las elecciones en México.
Clara Zepeda
28 noviembre 2017 22:46 Última actualización 29 noviembre 2017 10:42
Entre los desafíos que enfrenta Alejandro Díaz de León Carrillo al frente de Banxico está el tipo de cambio. (Cuartoscuro)

Entre los desafíos que enfrenta Alejandro Díaz de León al frente de Banxico está el tipo de cambio. (Cuartoscuro)

La Junta de Gobierno del Banco de México (Banxico), con Alejandro Díaz de León Carrillo al timón, enfrenta tres grandes desafíos de corto plazo para regresar a su objetivo de estabilidad de precios: el tipo de cambio, la política monetaria y un 2018 complejo, aseguraron analistas.

El presidente Enrique Peña Nieto designó el martes a Díaz de León Carrillo como gobernador del Banco Central y asumirá el cargo a partir del próximo viernes.

Alejandro Díaz de León, gobernador de Banxico
Estudios. Licenciado en economía del ITAM, con maestría en la Universidad de Yale

Trayectoria. Laboró 16 años en Banxico, 5 años en la SHCP y fue director de Bancomext.

Último cargo. El primero de enero fue nombrado subgobernador del Banco Central.

Díaz de León, actual subgobernador del Banxico, asumirá el cargo de gobernador a partir del próximo viernes 1 de diciembre de 2017, hasta el 31 de diciembre de 2021.

Rubén Domínguez, economista en jefe de GACS, aseguró que los mercados tendrán que sortear la reforma fiscal de Estados Unidos, la renegociación del TLCAN y las elecciones presidenciales en México, lo cual afectará el tipo de cambio en los próximos meses.

“Uno de los problemas que enfrentará Díaz de León será la volatilidad del mercado cambiario, producto de las elecciones del próximo año, junto con la posibilidad de una terminación del TLCAN”, precisó Domínguez.

De acuerdo con Marco Oviedo, jefe de investigación económica para América Latina de Barclays, un tipo de cambio presionado no ayuda a la estabilidad de precios, y además los mercados tendrían que descontar que un candidato como Manuel López Obrador llegue a la presidencia, lo que se traduciría en incertidumbre.

Marcos Martínez, presidente de la ABM, dijo que el nombramiento es una señal de certeza y confía en que el Banco Central seguirá en la ruta correcta.

A pesar del deterioro en el balance de riesgos para la inflación y el fuerte repunte del indicador de precios, Janneth Quiroz, subdirectora de Análisis Económico de Monex, previó que la tasa de referencia prevalecerá en los niveles actuales de 7 por ciento en lo que resta de este año.

“Hacia el 2018 nuestra expectativa actual es de un recorte en 25 puntos base a 6.75 por ciento; no obstante, no descartamos modificar esta previsión a ‘mantenerla sin cambios’ en 7 por ciento, dada la serie de riesgos y factores que faltan por incorporarse en el indicador de precios al consumidor mencionados previamente”, comentó Quiroz.

Con información de Eduardo Ortega  y Jeanette Leyva