Economía

Reforma hacendaria causaría pérdidas por mil 282 mdd en la industria turística

10 febrero 2014 4:31 Última actualización 07 octubre 2013 14:39

  [Las personas que impacta el aumento del ISR por ingresos, representan hasta el 30% de la población con capacidad de viajar en el país. / Cuartoscuro]  


 
Claudia Alcántara

De aprobarse la reforma hacendaria, durante 2014 la industria turística registraría pérdidas por mil 282 millones de dólares, equivalente a casi un punto porcentual del Producto Interno Bruto (PIB) turístico. Actualmente el PIB turístico se ubica en 7.5 por ciento, en valores corrientes.
 
Este volumen de pérdidas sólo considera dos componentes de la iniciativa: la reducción por la homologación del IVA en zonas fronterizas, y el aumento del ISR al 32 por ciento a los ingresos mayores de 40 mil pesos, por lo que el impacto podría ser mayor con la suma de todos los componentes directos e indirectos, afirmó Francisco Madrid, director de la Escuela de Turismo de la Universidad Anáhuac del Norte.
 
Citó que las disposiciones que afectan de forma puntual al turismo, están la desaparición de la tasa cero del IVA en congresos y convenciones; desaparición de la deducibilidad en restaurantes; homologación del IVA en fronteras; desaparición del beneficio del costo estimado para tiempos compartidos e impuesto de pagos adelantadas a ventas en abonos; IVA al transporte foráneo y el impuesto especial a combustibles fósiles.
 
Madrid señaló que con base a estudio generador por el Centro Anáhuac de Investigación en Turismo, sólo la homologación de IVA al 16 por ciento en zonas fronterizas, que impactaría la zonas turísticas comprendidas como Los Cabos y Rosarito, Baja California y Cancún, Quintan Roo, la reducción sería del 592 millones de dólares.
 
“Vale la pena recordar que el turismo de internación en México, esta concentrado en 92.2 por ciento en la vía aérea, de esa vía aérea, el 55.5 llega tres aeropuertos: Cancún, Los Cabos y Cozumel, que son aeropuertos cuyos destinos se verían directamente afectados”, afirmó Madrid.
 
Sólo por la contracción en el arribo de turistas de internación, detalló, se dejaría de captar una derrama económica del 333 millones de dólares; en turista fronterizo y excursionistas 121 millones de dólares; y cruceristas internacionales de 26 millones de dólares. Del mercado nacional, estaría ubicándose en 592 millones la perdida por consumo.
 
Por su parte, el aumento del ISR al 32 por ciento para las personas con ingresos mayores a 40 mil pesos, la contracción en el consumo turístico sería de 690.2 millones de dólares.
 
En rueda de prensa, el experto señaló que las personas que impacta este aumento del ISR por ingresos, representan hasta el 30 por ciento de la población con capacidad de viajar en el país, y la cual al día de hoy genera el 47 por ciento del consumo turístico total.
 
De entrada, este segmento de la población, al ver reducida su capacidad de compra –por otros conceptos como la no deducibilidad del IVA a colegiaturas-, prescindirá de otros gastos, entre ellos los viajes, señaló.
 
“El conjunto de estas medidas sin duda va a representar un decremento en el ingreso disponible en las personas, y en tanto es el lugar donde sacamos el dinero para viajes, una contracción en estos”, dijo Madrid.
 
Estos estudios se han distribuido en la iniciativa privada, explicó, y han servido como sustento para que las cámaras empresariales del sector puedan cabildear con el poder legislativo.