Economía

¿Qué ve México en los bonos a 100 años?

Antes de que México vendiera valores a 100 años, China era el último gobierno que había vendido bonos a ese plazo en los mercados internacionales en 1996.
Bloomberg
10 abril 2015 18:0 Última actualización 12 abril 2015 15:43
módulo especial bonos

módulo especial bonos

México ha vendido bonos internacionales a 100 años en cinco ocasiones desde 2010. Con denominación en tres monedas diferentes, las operaciones produjeron casi seis mil millones de dólares en total.

El resto de los gobiernos del mundo no ha vendido ninguno.

¿Qué ven los gobiernos mexicanos que nadie más ve? La respuesta, dicen los analistas, es una combinación de décadas de esfuerzos del gobierno por extender los vencimientos de deuda a los efectos de evitar que se repita la crisis del peso de 1994, y de un legado de tecnócratas del país que crean estrategias financieras exóticas. Dado que los valores a 100 años implican costos crediticios más elevados, y que las tasas de interés en los países desarrollados son de cerca de cero o hasta negativas, otros países no se han mostrado dispuestos a pagar más por dinero que vencerá dentro de tres generaciones. Tampoco por el derecho a vanagloriarse.

“Esto tiene un elemento de relaciones públicas”, dijo Joe Kogan, jefe de estrategia de mercados emergentes de Bank of Nova Scotia. “Pero desde el punto de vista de México, el contexto global de las tasas de interés es el más bajo de la historia, y no seguirá siéndolo durante mucho tiempo más”.

Países y empresas desde Bulgaria hasta China han aprovechado la declinación de los costos crediticios en Europa y han emitido 20 mil millones de euros (21 mil 700 millones de dólares) en los primeros tres meses del año, período que se convirtió en el segundo trimestre más activo en una década para las ventas de bonos de mercados emergentes. Aparte de México, nadie ha vendido bonos en euros a más de 17 años, según datos que recopiló Bloomberg.

México vendió mil millones de libras (mil 490 millones de dólares) de deuda a 100 años en la moneda británica en 2014. Desde 2010, el país ha vendido dos mil 680 millones de dólares en bonos a un siglo con denominación en dólares.

VENTA CHINA

“Es una gran noticia”, dijo David Spegel, jefe de análisis de estrategia empresarial y soberana de BNP Paribas.

Antes del avance mexicano de esta década, China era el último gobierno que había vendido bonos a 100 años en los mercados internacionales en 1996.

Los bonos mexicanos a un siglo con denominación en euros se vendieron con un rendimiento de 4.2 por ciento. Se trata de una prima de alrededor de 1.4 puntos porcentuales sobre los pagarés en euros del país con vencimiento en 2045. En alrededor de mil 600 millones de los nuevos bonos, asciende a un costo adicional de aproximadamente 22.4 millones de dólares al año en momentos en que la declinación de los ingresos petroleros ha obligado al gobierno a recortar el gasto unos ocho mil 200 millones de dólares.

La iniciativa forma parte de un esfuerzo por proteger la economía de una reedición del llamado Efecto Tequila de mediados de la década de 1990, cuando la demanda de deuda mexicana de corto plazo se agotó y contribuyó a desencadenar una devaluación del peso de 35 por ciento.

“Consideran el valor de la emisión a largo plazo en términos de capital permanente a niveles atractivos”, dijo Neil Slee, jefe de mercados emergentes de Goldman Sachs en Londres. Goldman fue uno de los suscriptores de los tres bonos mexicanos a 100 años.