Economía

Presupuesto 2018 atenuará presiones financieras de estados: Moody's

Con el incremento de 4% en las transferencias federales a los estados que contempla el Paquete Económico 2018 se atenuará sus presiones financieras, en medio de elecciones federales, estatales y municipales, señala un reporte de la calificadora. 
Zenyazen Flores
14 septiembre 2017 13:53 Última actualización 14 septiembre 2017 13:53
Jardín San Marcos

Entrada al Jardín San Marcos en Aguascalientes. Crédito de foto: Especial Luisalvaz

El Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación 2018 (PPEF) es positivo para los estados porque atenuará parcialmente sus presiones financieras, indica este jueves la agencia calificadora Moody's.

En un reporte la agencia señala que el pasado viernes 8 de septiembre el Gobierno de México presentó su propuesta presupuestaria 2018, que incrementa las transferencias de fondos federales a los estados en un 4 por ciento, lo que es positivo frente a un año de elecciones que está por venir.

"El aumento es un crédito positivo para los estados porque las transferencias federales representan aproximadamente el 90 por ciento de sus ingresos totales. Además, estos aumentos atenuarán parcialmente las presiones financieras sobre los estados dado que 2018 es un año con elecciones federales, estatales y municipales", sostuvo.

La agencia confió en que este aumento beneficie a los estados que tienen fuertes marcos institucionales y muestran prácticas financieras prudentes, como Guanajuato, Querétaro, Puebla y Tlaxcala.

Como resultado de mayores transferencias vía participaciones y aportaciones, principalmente, Moody's previó que no se utilizarán ingresos crecientes para financiar déficits existentes.

En cambio, "esperamos que estos estados fortalezcan sus planes de infraestructura en 2018, ya que en general, los estados aumentan los gastos operativos ajustando la infraestructura a los ingresos asignados provenientes del Gobierno federal".

En 2016, los estados mexicanos calificados por Moody's reportaron los resultados consolidados como un porcentaje del ingreso total que oscilaba entre un déficit del 5.9 por ciento y un superávit del 15 por ciento.

Si el presupuesto es aprobado tal cual, agrega, esperamos que la métrica oscile entre un déficit del 5 por ciento y un superávit del 8 por ciento en 2018, limitando el deterioro adicional de los déficits consolidados y la liquidez de los estados, especialmente el próximo año.

De acuerdo con el Paquete Económico 2018, las participaciones crecerían un 8.6 por ciento en línea con su crecimiento promedio a largo plazo del 9 por ciento. El aumento de participaciones es el resultado de la previsión de México de un crecimiento económico de entre 2 y 3 por ciento para 2018, mayores precios del petróleo y aumento en la plataforma petrolera.

En tanto, las aportaciones están programadas para aumentar un 5.1 por ciento sobre los niveles de 2017, por debajo de su promedio histórico de crecimiento del 7 por ciento en recursos destinados a servicios básicos como educación, salud e infraestructura básica.

Otras transferencias son transferencias destinadas a proyectos específicos como infraestructura y programas sociales. Otras transferencias han sido "las más volátiles" históricamente y han servido como un sustituto de la deuda financiera.

Si se aprueba la propuesta presupuestaria tal y como la envió Hacienda al Congreso, Otras transferencias bajarían un 13.8 por ciento.