Economía

Presupuesto 2013, vulnerable ante volatilidad

13 febrero 2014 5:0 Última actualización 10 diciembre 2012 12:19

 
Esteban Rojas H
 
Algunos de los supuestos con que se elaboró el presupuesto para el 2013, pueden experimentar desviaciones a lo originalmente previsto, lo que hace necesario evaluar o estimar la sensibilidad de las finanzas públicas ante probables cambios.
 
Los riesgos que se pueden enfrentar en el corto plazo pueden sobrevenir de altibajos provenientes de variables financieras como el tipo de cambio y las tasas de interés, así como de cambios en el crecimiento económico, precio del petróleo y de la plataforma de producción de crudo.
 
De acuerdo a los Criterios Generales de Política Económica (CGPE) para el 2013, destaca los siguientes efectos que, sobre las finanzas públicas, tendrían cambios en algunos variables clave:
 
Tasa de interés
 
Se calcula que un aumento de 100 puntos base en la tasa de interés nominal lleva a un incremento en el costo financiero del sector público de 13,916.0 millones de pesos, equivalente al 0.08% del Producto Interno Bruto (PIB).
 
Tipo de cambio
 
El tipo de cambio utilizado para la elaboración del presupuesto para el próximo año es de 12.90 pesos por dólar. Una apreciación de 10 centavos en dicha cifra puede traer una disminución sobre los ingresos petroleros, medidos en moneda nacional, de 3,578.4 millones y una baja en el costo financiero de la deuda denominada en moneda extranjera de 793.1 millones de pesos. Por lo tanto, el efecto neto total de estos factores significa una caída de 2,785.3 mil millones de pesos en los recursos disponibles.
 
Precio del petróleo
Un incremento de un dólar en el precio de la mezcla mexicana de petróleo de exportación, sobre los 84.9 dólares proyectado, incrementa los ingresos por exportaciones de petróleo induce a mayores ingresos por 4,335.0 millones de pesos, considerando su efecto neto sobre las mayores importaciones y el aumento en los gastos por importación de hidrocarburos para Pemex.
 
Plataforma petrolera
La plataforma de producción de crudo para el 2013 se fijó en 1.18 millones de barriles diarios de petróleo. Una disminución en la producción de 50,000 barriles diarios puede generar una caída de los ingresos petroleros de 17,855.5 millones de pesos.
 
Crecimiento del PIB
Finalmente, un aumento de 50 puntos base por arriba del 3.5% estimado para el próximo año aumentaría los ingresos tributarios no petroleros en 8,575.0 millones de pesos.
Los riesgos de corto plazo son elevados y le puede dar una alto grado de vulnerabilidad a las finanzas públicas, por lo que se requiere contar con una política contra cíclica más agresiva y de un avance en las reformas estructurales como la hacendaria.