Economía

Precios al consumidor en la Zona Euro caen por primera vez desde 2009

Eurostat estima que los precios al consumidor en los 18 países que usan el euro bajaron 0.1% en diciembre respecto al mes anterior y 0.2% en la comparación interanual, en lo que parece un paso más hacia la deflación que tanto preocupa al BCE.
Reuters
16 enero 2015 9:38 Última actualización 16 enero 2015 9:49
Precios al consumidor en Zona Euro

El BCE quiere mantener la inflación en un nivel bajo pero cercano a 2.0 por ciento en el mediano plazo. (Bloomberg)

Los precios al consumidor en la Zona Euro bajaron en diciembre por primera vez desde 2009, informó el viernes la oficina de estadísticas de la Unión Europea, un dato clave para la reunión de política monetaria del Banco Central Europeo de la semana próxima, cuando analistas prevén que la entidad comenzará a imprimir dinero.

Eurostat confirmó una estimación previa de que los precios al consumidor en los 18 países que usan el euro bajaron 0.1 por ciento en diciembre respecto al mes anterior y 0.2 por ciento en la comparación interanual.

La última vez que los precios cayeron en la Zona Euro fue en octubre de 2009, cuando el declive interanual fue de 0.1 por ciento.


El BCE quiere mantener la inflación en un nivel bajo pero cercano a 2.0 por ciento en el mediano plazo.

La entidad teme que si la inflación se permanece demasiado baja por un tiempo prolongado esto pueda impactar en las decisiones de consumo de las personas y generar una deflación en el bloque.

Para evitar ese escenario, el mercado espera que el BCE anuncie en su reunión de la semana próxima que empezará a imprimir dinero para comprar bonos soberanos de los miembros de la Zona Euro.

Datos de Eurostat mostraron que los precios de la energía se hundieron 3.3 por ciento en la comparación con noviembre, mostrando un declive anualizado de 6.3 por ciento. Los precios del combustible para el transporte cayeron 10.8 en la medición año a año y los del combustible para calefacción se desplomaron 20.4 por ciento en términos anuales.

Los alimentos no procesados fueron 1.0 por ciento más baratos en diciembre que el año anterior, mientras que los precios del tabaco cedieron 0.2 por ciento.

Al restar la volatilidad de los valores de la energía y de los alimentos no procesados -inflación subyacente-, los precios al consumidor en la Zona Euro aumentaron 0.3 por ciento en la comparación con el mes previo, lo que apunta a un incremento interanual de 0.7 por ciento -la misma tasa de octubre y noviembre.