Economía

Precio del gas natural, un problema más en la lista de Putin

La capacidad de producción global de gas natural licuado crecerá en su nivel más alto en cuatro años, incrementando la competencia para Rusia que suministra casi un tercio de la demanda de Europa.
Bloomberg
09 enero 2015 11:52 Última actualización 09 enero 2015 11:52
ME. El colapso del sistema económico de Putin.

Vladimir Putin, presidente de Rusia. (Reuters/Archivo)

Después de las caídas en los precios del petróleo y el rublo en el último año, el presidente de Rusia, Vladimir Putin, tiene ahora una nueva preocupación: el precio del gas natural.

Si bien el combustible resistió mejor que el petróleo el año pasado, cayendo apenas la mitad, el costo medio en el mercado abierto más grande de Europa caerá 13 por ciento este año hasta su nivel más bajo desde 2010, según la media de las estimaciones de 13 operadores, corredores y analistas recopiladas por Bloomberg. Parte de la razón de la caída es que la capacidad de producción global de gas natural licuado crecerá en su nivel más alto en cuatro años, incrementando la competencia para los suministros de los gasoductos rusos que satisfacen casi un tercio de la demanda de Europa.

El crudo Brent, utilizado para establecer el precio de las ventas de gas de la empresa estatal OAO Gazprom a Europa, cayó 48 por ciento el año pasado a raíz de una sobreoferta mundial. Rusia recibe dos tercios de sus ingresos por exportaciones del petróleo y el gas y Putin ha advertido al país sobre una recesión en tanto el mayor exportador de energía del mundo también enfrenta una caída de 34 por ciento de su moneda frente al euro.


“Se están dando todos estos factores que no son realmente buenos para Rusia en cuanto a su posición como proveedor de gas natural para Europa”, dijo por teléfono Daragh McDowell, analista sénior en Verisk Maplecroft, con sede en Bath, Inglaterra, que lleva 10 años estudiando a Rusia. “Las cartas de Rusia son malas en este momento y se están volviendo mucho más desfavorables”.

PRECIOS DE REFERENCIA

Los precios del gas en el Reino Unido, un referente europeo, promediarán 44.5 peniques la termia (6.72 dólares el millón de unidades térmicas británicas) este año, según la encuesta. Esto se compara con 51 peniques la termia para el contrato a término en 2014 y 67.1 peniques en 2013.

Los precios más bajos del petróleo comenzarán a incidir en los contratos de Rusia para el gas a largo plazo ya en abril, dijo Citigroup en un informe fechado el 15 de diciembre. Casi la mitad de los contratos mayoristas relativos al gas en Europa están ligados al petróleo, mientras que el impacto aparece con una demora de seis a nueve meses.

La producción mundial de GNL crecerá 5 por ciento, o sea 14 millones de toneladas métricas este año, según Bank of America. Es el nivel más alto desde 2011 debido al inicio de nuevos proyectos desde los Estados Unidos hasta Australia.

Las importaciones de GNL europeas cayeron desde que el desastre nuclear de Fukushima en marzo de 2011 aumentó la demanda en Japón, el mayor consumidor del mundo. Una caída en los precios asiáticos contribuirá a revertir la disminución de las entregas a Europa, dijo la Comisión Europea, rama ejecutiva de la UE, en su último informe trimestral sobre los mercados del gas. Los precios de contado del GNL en el noreste asiático se desplomaron 49 por ciento desde un récord en febrero, según Word Gas Intelligence con sede en Nueva York.