Economía

Por Brexit, FMI ajusta a la baja proyecciones para la economía mundial

El Fondo Monetario Internacional estima que el Producto Interno Bruto de la economía mundial crezca en 3.1% en 2016 y 3.4% en 2017. 
Leticia Hernández
19 julio 2016 9:40 Última actualización 19 julio 2016 9:40
Brexit

Hasta un día antes del Brexit, el organismo estaba preparado para subir ligeramente sus proyecciones de crecimiento para el 2016 y 2017, según Maury Obstfeld. (Bloomberg)

Por considerar una desaceleración en el crecimiento hasta el 2017 en las economías avanzadas derivado del Brexit, el Fondo Monetario Internacional (FMI) ajustó a la baja el crecimiento esperado para la economía mundial en 2016 y en 2017 en 0.1 puntos porcentuales, esperando que el Producto Interno Bruto crezca en 3.1 y 3.4 por ciento, respectivamente.

“La revisión incorpora los efectos estimados del Brexit, pero también otros desarrollos percibidos desde abril que nos llevaron a ajustar las perspectivas. Naturalmente los efectos directos específicos del Brexit son mayores en Europa, especialmente para el Reino Unido". explicó Maury Obstfeld, consejero económico y director del Departamento de Análisis del FMI.

"Las proyecciones para otras regiones se cambiaron muy poco con el Brexit”, añadió.

Los otros factores que el organismo consideró fue la crisis de refugiados por sus ramificaciones políticas y económicas; los riesgos geopolíticos latentes y legados de la crisis financiera global tanto en el lado real como financiero de muchas economías reflejado en el desempleo.

Sin embargo, según comentó el funcionario, hasta un día antes del Brexit, el 22 de junio, el organismo estaba preparado para subir ligeramente sus proyecciones de crecimiento para el 2016 y 2017 ya que en la primera mitad del año hubo algunos signos promisorios como un crecimiento más fuerte de lo esperado en la zona euro y en Japón, así como una parcial recuperación en los precios de las materias primas que ayudó a varias economías emergentes.

“Sin embargo, el Brexit abrió un paréntesis en el trabajo”.

En conferencia de prensa este martes transmitida vía web desde Washington, Maury Obstfeld advirtió que las proyecciones se hicieron sobre un escenario base con la poca información disponible al momento sobre las gestiones derivadas del Brexit.

“Es importante señalar que los efectos reales del Brexit se desenvolverán gradualmente con el tiempo, sumando elementos de incertidumbre política y económica que podría ser resuelta sólo después de muchos meses”, dijo Obstfeld.

Ante esta incertidumbre, el informe sobre Perspectivas Económicas Mundiales presenta dos escenarios alternos sobre los efectos de la salida del Reino Unido de la Unión Europea, uno moderadamente malo y otro mucho peor.

La resistencia que mostraron los mercados financieros días después del referéndum y la liquidez que los bancos centrales pudieron inyectar a los mercados, ayudó a estabilizarlos, sin embargo persisten vulnerabilidades, señaló.

El director del departamento de análisis del FMI recomendó a los hacedores de políticas que no acepten estas nuevas tasas de crecimiento como “lo nuevo normal”, dictado por factores fuera del alcance de sus políticas.

Los riesgos de un ambiente de crecimiento más lento podrían empeorar las tensiones sociales asociadas con un estancamiento del salario en el largo plazo y cambios económicos estructurales.

“Paquetes de políticas eficientes explotarán las sinergias entre varios instrumentos y las políticas pueden ser más efectivas cuando existen sinergias entre países”, apuntó.

: