Economía

Política expansiva de la Fed supone riesgos, advierten funcionarios

John Williams, de la Fed de San Francisco y Richard Fisher,
de la Fed de Dallas, coincidieron en que si las políticas de la Reserva Federal continúan, podría generarse un incremento en el precio de los activos o alentar a inversionistas a tomar demasiados riesgos.
Reuters
19 mayo 2014 16:18 Última actualización 19 mayo 2014 16:21
[Bloomberg]El portavoz de la Fed declaró que evalúan la información que pudo filtrarse en el incidente.

Las políticas de la Fed entrañan riesgos, coincidieron funcionarios. (Bloomberg)

DALLAS, TX.- Las políticas de la Reserva Federal de Estados Unidos, si persisten demasiado, podría tener consecuencias adversas en el largo plazo, dijeron dos funcionarios del banco central, que, sin embargo, sostuvieron que una inflación desbocada no es el principal riesgo.

El presidente de la Reserva Federal de San Francisco, John Williams, dijo a periodistas, tras participar en una conferencia en Dallas, que uno de los grandes peligros es que las tasas bajas durante mucho tiempo hagan subir demasiado el precio de los activos o aliente a los inversores a tomar demasiados riesgos.

La Fed está retirando este año su enorme programa de compra de bonos para estimular a la economía y se espera que el próximo año comience a subir las tasas de interés, que desde diciembre de 2008 han estado cerca de cero.

Según Williams, en la medida en que la Fed normaliza su política monetaria, necesita estar atenta a cualquier distorsión que se pueda estar incubando.

"No lo estamos viendo ahora (una excesiva toma de riesgos), pero puede ser que comience a manifestarse o materializarse más adelante; no queremos que el efecto secundario de esta recuperación sea una economía que es frágil", indicó Williams.

El presidente de la Fed de Dallas, Richard Fisher, se mostró de acuerdo en la misma conferencia. "Es muy difícil ver cuando se presenta algo nuevo, los mercados siempre exageran", dijo Fisher, quien predijo que habrá nuevas crisis.

El funcionario dijo que le preocupa la poca volatilidad en los mercados, que sugiere que los inversores son muy complacientes respecto de cambios en la política y la economía.

Williams, un funcionario moderado, estuvo de acuerdo con su colega de línea más dura, y dijo que el mercado de bonos está haciendo esfuerzo para determinar cuál es "la nueva normalidad" en un ambiente de tasas de largo plazo históricamente bajas.

Williams también querría ver más volatilidad en la medida en que la economía repunte. El funcionario dijo que cree que la Fed no debería comenzar a subir las tasas de interés hasta el segundo semestre de 2015 y que el alza será gradual.