Economía

Plásticos, un noble o perverso instrumento
de crédito: Condusef

Si una tarjeta de crédito es usada sólo para hacer pagos es positivo puesto que da un financiamiento amplio sin tasa de interés, indicó la Condusef; no obstante puede ser un arma de doble filo si ésta es usada como dinero adicional y se genera endeudamiento.
Jeanette Leyva
10 mayo 2016 23:41 Última actualización 11 mayo 2016 5:5
tarjeta de crédito

Si las tarjetas de crédito son bien empleadas, ayudan a reducir el riesgo de sobreendeudamiento, indicó la Condusef. (Bloomberg)

Las tarjetas de crédito, dependiendo su uso, pueden convertirse en un noble medio de financiamiento para quien la sabe utilizar a su favor o convertirse en un instrumento perverso de endeudamiento.

Mario Di Costanzo
, presidente de la Condusef, indicó que es muy positivo que el número de totaleros en México vaya en aumento.

“Es muy importante ser totalero porque evidentemente se obtiene así un mayor provecho de la tarjeta de crédito, un plástico puede ser un instrumento tan noble porque es el único que da casi un financiamiento de 40 días sin tasa de interés, pero puede ser también un instrumento perverso si la persona piensa que es dinero adicional y no se tiene la precaución de manejar adecuadamente su nivel de endeudamiento”, mencionó el funcionario.


En entrevista con El Financiero, explicó que un usuario totalero ayuda a que se reduzca el riesgo de sobreendeudamiento, al utilizar este instrumento de forma eficaz.

“La deuda de las personas que utilizan las tarjetas y sólo hacen los pagos mínimos se van a muy largo plazo; no es que estén satanizadas, sino que es importante que los usuarios sepan cómo manejarla y escoger una para su uso”, dijo.

Una de las recomendaciones de la Condusef para los usuarios, añadió, es que si no puede ser totalero, pague siempre más del mínimo que le requiere la institución financiera, para que no tenga una deuda eterna por compras realizadas con la tarjeta de crédito.