Economía

Pese ajuste monetario, continuará la debilidad del peso: UBS

En un análisis del banco suizo señala que el reto de las autoridades es detener la debilidad del peso y es que los fundamentales de la moneda mexicana son más débiles de lo que generalmente se aprecian.
Leticia Hernández Morón
18 febrero 2016 16:52 Última actualización 19 febrero 2016 1:21
Peso dólar (Bloomberg)

Peso dólar (Bloomberg)

A pesar de los ajustes aplicados por las autoridades monetarias de México, la debilidad del peso respecto al dólar continuará, según advierte el banco suizo UBS. Dado el volumen de la deuda, la persistencia de las salidas de divisas y el actual entorno internacional, considera será retador para las autoridades detener la debilidad del peso estimando concluya la paridad el año en 18.75 unidades, desde un estimado previo de 17.00 unidades.

“El movimiento alcista de 50 puntos base en la tasa de referencia para ubicarla en 3.75 por ciento, estuvo acompañado de un apretón fiscal, mostrando un grado de aceptación a las señales del estado de alerta enviadas por los mercados. Fue audaz y preventivo, pero desafortunadamente no creemos que será suficiente para revertir la caída del peso. La balanza de pagos no es lo suficientemente fuerte”, advierte el reporte realizado por el economista Rafael De la Fuente y el estratega Bhanu Baweja.

Destaca que la moneda mexicana conserva su competitividad a nivel internacional una vez que México es uno del puñado de economías emergentes con incremento en sus volúmenes de exportación. “Pero la historia en la cuenta de capital es mucho menos benigna”, apunta en el reporte.

Un premio de 3.75 por ciento en la tasa de referencia parece atractivo para los inversionistas, el problema es que parece que a todo el mundo le gusta y lo posee. México ha visto más entrada de flujos de renta fija que cualquier otro mercado emergente y destaca que México no necesita ver salidas de flujos por el peso para sufrir, sólo una desaceleración en las entradas podría afectarlo más.

El reporte desarrollado por los especialistas de UBS, indica que los fundamentales del peso son más débiles de lo que generalmente se aprecia. Hay una salida de capital persistente e inexplicable en el renglón de “errores y omisiones” de su balance. La suma de la cuenta corriente y de los errores y omisiones en México está entre las peores de los mercados emergentes.

La acción de ayer elevó las tasas de interés, pero en comparaciones internacionales, la tasa real en México permanece modestamente en la parte baja dado su tasa de ahorro. Nuestra clasificación de riesgo del balance de México sugiere que el crédito mexicano no es tan fuerte como el mercado percibe que es”.

Señala que la debilidad del peso continuará en la primera mitad del año con una modesta recuperación en la segunda parte del año si los precios del petróleo rebotan en línea con sus expectativas. Su pronóstico es que el peso termine el año en 18.75 unidades pero se podrían ver niveles de más de 20 pesos si la recuperación del precio del petróleo no se materializa.

Para el 2017, esperando una recuperación de los precios del petróleo y una economía de Estados Unidos más fuerte, pronostica un tipo de cambio de cierre de año de 18.25 pesos por dólar.