Economía

Optimismo se 'desinfla' en el sector constructor: Bimsa 

Después de cerrar 2014 con un crecimiento de 1.7%, el sector constructor considera que este año terminará, "conservadoramente" con un crecimiento de 4.0%.
Isabel Becerril
15 enero 2015 12:44 Última actualización 15 enero 2015 12:44
construcción sector constructor (Bloomberg/Archivo)

construcción sector constructor (Bloomberg/Archivo)

CIUDAD DE MÉXICO.- Las expectativas de los constructores sobre la administración de Enrique Peña se han desinflado y el optimismo que tenían sobre ésta se ha diluido, tan es así que este gobierno pasa de panzazo en estos dos años.

Lo anterior se desprende del sondeo realizado a 300 constructores por la firma Bimsa Reports, para la elaboración del Índice de Confianza del Consumidor (ICOCO), el 5 por ciento calificó esta administración con 9; el 14 por ciento le puso 8; el 25 lo aprobó con 7; el 20 por ciento le puso seis y el 36 por ciento le puso una asignatura de 5.

César Ortega de la Roquette, presidente de la firma, dijo que después de que el sector cerró 2014 con un crecimiento de apenas 1.7 por ciento, para este año las expectativas apunta a que la industria terminará, "conservadoramente" con un crecimiento de 4.0 por ciento y "optimistamente" con un avance del 7 por ciento.


En conferencia de prensa, dijo que es preocupante de que el 90 por ciento de los constructores desconocen la iniciativa de la Ley de Obra Pública que en este periodo de sesiones en el Congreso que inicia en febrero, estará a discusión en el Senado para su aprobación y también admitió que a más de dos años de aprobada la Ley de Asociaciones Público-Privadas (APP's), todavía no cuaja, también por desconocimiento de los empresarios en torno a cómo funciona.

Ricardo Trejo, economista en jefe de la firma Bimsa, indicó que la percepción de los constructores para 2015, es que como es un año en la que se celebrarán elecciones estatales, federales y municipales habrá mayor gasto del gobierno en infraestructura.

En el ICOCO, el 40 por ciento de los empresarios del sector opina que será mayor la inversión en infraestructura; el 53 por ciento cree que la inversión será en infraestructura carretera, mientras que el 31 por ciento piensa que el flujo de dinero se destinará a obras de urbanización