Economía

OCDE recorta previsión de crecimiento en economías desarrolladas

El crecimiento de la zona euro sólo será de un 0.8% este año, según el organismo, por lo que recomendó un mayor estimulo monetario.
Reuters
15 septiembre 2014 8:17 Última actualización 15 septiembre 2014 8:51
Al fondo, el BCE. (Reuters/Archivo)

La OCDE recomienda un mayor estimulo monetario para la zona euro. (Bloomberg)

PARÍS.- La Organización para la Cooperación y el Desarrollo conómicos (OCDE) revisó a la baja sus proyecciones de crecimiento en las principales naciones desarrolladas, e instó al Banco Central Europeo a que ofrezca un estímulo más agresivo para alejar el riesgo de deflación en la estancada economía de la zona euro.

El llamado que hizo la OCDE se suma a la presión cada vez mayor sobre la zona euro y el BCE, en particular, para que impulsen el crecimiento antes de una reunión de ministros de Finanzas y banqueros centrales del Grupo de los 20 (G-20) esta semana en Australia.

En la actualización de sus previsiones de crecimiento para las principales economías desarrolladas, la OCDE pronosticó que la expansión en la zona euro sólo será de un 0.8 por ciento este año y aumentará apenas ligeramente el próximo a 1.1 por ciento.



Esto marca una rebaja considerable del panorama económico de mayo para el bloque de la moneda única, cuando pronosticó una expansión de 1.2 por ciento en 2014 y de 1.7 por ciento en 2015.

En comparación, la OCDE estima que la economía de Estados Unidos crecerá 2.1 por ciento este año antes de acelerarse a 3.1 por ciento en 2015. En mayo, la OCDE pronosticó que el crecimiento de Estados Unidos sería de 2.6 por ciento este año y 3.5 por ciento en 2015.

Estados Unidos está preparado para presionar a los países europeos en la reunión del G-20 a que intensifiquen sus medidas para impulsar la demanda y el crecimiento económico en momentos en que existe el riesgo de deflación, aseguró el viernes un alto funcionario del Tesoro estadounidense.

La OCDE dijo que aunque la inflación en la zona euro, que en agosto tocó mínimos de cinco años de 0.4 por ciento, debería fortalecerse a medida que la demanda se recupera, los bajos niveles cercanos a cero elevan el riesgo de deflación.

"Dado el panorama de reducido crecimiento y el riesgo de que la demanda pueda ser socavada aún más si la inflación sigue cercana a cero, o incluso se torna negativa, la OCDE recomienda un mayor estimulo monetario para la zona euro", dijo la organización en un comunicado que acompañó sus pronósticos.

"Las recientes acciones del Banco Central Europeo son bienvenidas, pero mayores acciones, incluyendo un alivio cuantitativo, son justificadas", agregó.

Recientemente, el BCE redujo casi a cero el costo de endeudamiento y se comprometió a comprar deuda securitizada en un esfuerzo por alentar los préstamos para las compañías que no cuentan con créditos.
No obstante, hasta el momento ha evitado el tipo de alivio cuantitativo llevado a cabo por sus pares en Estados Unidos y Japón, que consiste en una enorme campaña de compra de bonos del Gobierno, entre otros, para reducir el costo de endeudamiento.

Al referirse a Japón, la OCDE proyectó un crecimiento de 0.9 por ciento este año y 1.1 por ciento en 2015 al tiempo que la economía se recupera tras un alza en el impuesto a las ventas en abril que redujo la demanda de los consumidores en el primer semestre.

La OCDE recortó sus estimaciones de mayo de un crecimiento este año de 1.2 por ciento y de 1.3 por ciento en 2015.

Fuera de los países miembro de la OCDE, el grupo vio un crecimiento aproximadamente estable en China de 7.4 por ciento este año y 7.3 por ciento en 2015, ambos cálculos sin cambios respecto a sus estimaciones en mayo.