Economía

Monsanto niega frenar inversión en el país

Pese al retraso de las autoridades para permitir la siembra con semillas de maiz genéticamente modificadas, Monsanto seguirá invirtiendo en México; la empresa señaló que tan sólo en maíces híbridos lograron incrementos de productividad anuales de 4 por ciento en promedio.
Héctor Chávez
30 octubre 2014 22:21 Última actualización 31 octubre 2014 5:5
Monsanto

Monsanto continuará con sus inversiones en el país, pese al retraso de los permisos para siembra de semillas genéticamente modificadas. (Bloomberg)

CIUDAD DE MÉXICO.- Monsanto continuará con las inversiones en el país para ofrecer a los agricultores material que les permita elevar la productividad, pese al retraso de las autoridades para autorizar la siembra comercial de maíz con semilla genéticamente mejorada, aseguró Eduardo Pérez Pico, director de asuntos regulatorios para la firma en Latinoamérica Norte.

En entrevista, señaló que continúan haciendo inversiones en mejoramiento genético de cultivos y en integración de tecnologías, con lo que tan sólo en maíces híbridos lograron incrementos de productividad anuales de 4 por ciento en promedio, lo que permitió alcanzar rendimientos del doble que hace 20 años en algunas regiones.

No obstante, señaló, las semillas genéticamente modificadas permitieron incrementos a nivel mundial de hasta 25 por ciento de acuerdo a las condiciones de cada país, así como la disminución de costos de producción debido a que se pueden integrar tecnologías de reducción de uso de plaguicidas, mejorar el uso de malezas y de fertilizantes y agua a través de prácticas agronómicas.

Monsanto desarrolló semillas de maíz tolerantes a sequía que fueron lanzadas en otros países para enfrentar situaciones adversas, como la presentada en 2012, que redujo la producción en Sinaloa, considerado el granero de México.