Economía

México será exigente sobre e-commerce en renegociación de TLCAN

El subsecretario de comercio exterior, Juan Carlos Baker, informó que el tema será debatido debido a que cuando se compran productos en línea, Canadá y México pagan entre 50 y 20 dólares, mientras que en EU es gratis.
Valente Villamil|Enviado
08 septiembre 2017 16:7 Última actualización 08 septiembre 2017 16:7
TLCAN

TLCAN (Shutterstock)

En la modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), la Secretaría de Economía parece mostrar una postura dura en cuanto a comercio electrónico se refiere y en específico los niveles de ‘minimis’, que Estados Unidos buscar elevar.

En EU, cuando se hace una compra por internet de un producto extranjero se puede adquirir dicho bien sin pagar arancel hasta por un monto máximo de 800 dólares. En tanto que en México es de 50 dólares y en Canadá es de menos de 20 dólares.

A este tope que marca el punto máximo para evitar el pago de impuestos se les llama ‘nivel de minimis’ y Estados Unidos busca elevarlo.

"En el tema de 'minimis' tenemos un nivel previsto en la ley de 50 dólares que está muy alejado de las pretensiones que quiere Estados Unidos. Ese tema también salió en el (Acuerdo) Transpacífico y en su momento no hubo acuerdo y cada país se mantuvo con su nivel, entonces, para nosotros el punto de salida es ese, yo tengo mi nivel, y es mi nivel y es lo que hay" dijo el subsecretario de comercio exterior, Juan Carlos Baker, luego de su participación en el congreso del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior Inversión y Tecnología (COMCE).

Al ser cuestionado si México no se moverá del tope de los 50 dólares, el subsecretario respondió que esa era la postura que mantenían ya que estaba en la ley mexicana.

Los detractores de la propuesta estadounidense de elevar el nivel de ‘minimis’, como Mercado Libre, advierten que si México cede en ese punto, entonces las Pymes mexicanas se verían seriamente afectadas ya que se podría ver un incremento considerable en la entrada de productos de otros países fuera de la región a través de Estados Unidos.

Además, consideran que abrir esta puerta sería perjudicial para las empresas mexicanas y canadienses pues se les pondría a competir con sus pares de EU, donde el mercado es mucho mayor y lo que les permite a esas compañías vender productos a menor precio puesto que al tener una base más grande de posibles compradores pueden ganar menos por cada pieza.

Sin embargo, esto podría llegar a beneficiar al consumidor final, que tendría una vitrina mucha más grande para poder comprar diversos productos de consumo final como electrónicos y ropa.

MÉXICO MARCARÁ PAUTA EN COMERCIO MUNDIAL

En la negociación para modernizar el TLCAN, México se encuentra ante la oportunidad de marcar la pauta en los esquemas multilaterales de comercio, estimó Baker durante su intervención en el congreso del COMCE.

"El futuro del esquema comercial multilateral va a pasar por México", dijo Baker ante decenas de empresarios.

Ello, debido a que, como en la década de los 90 cuando se diseñó el TLCAN, el acuerdo innovó en el plano mundial al romper varios paradigmas como que se haya realizado entre una nación desarrollada y otra en vías de desarrollo, o que el tratado fue más allá de la eliminación de aranceles en mercancías al incluir solución de controversias o algunos temas en propiedad intelectual.

Y debido a que México se encuentra comercialmente activo en diferentes zonas del mundo como América del Sur, Europa y la región Asia Pacífico, el país podrá ser considerado como un balance en el plano global si aprovecha la modernización del TLCAN.

"México es el balance en donde puede el sistema multilateral evolucionar, mantenerse firme y pelear contra estos impulsos que nos quieren regresar al pasado", dijo Baker.