Economía

México no prevé usar la línea de crédito del FMI de 67 mil mdd

Ante el recorte al gasto público, México no tiene contemplado emplear la Línea de Crédito Flexible del Fondo Monetario Internacional, puesto que ésta sólo es usada en caso de emergencia y el gobierno sólo hizo el ajuste de manera preventiva.
Notimex
03 febrero 2015 23:18 Última actualización 04 febrero 2015 5:0
Fernando Aportela

México no usará la línea de crédito del FMI, indicó Fernando Aportela. (Archivo El Financiero)

CIUDAD DE MÉXICO.- México no prevé utilizar la Línea de Crédito Flexible (LCF) que tiene con el Fondo Monetario Internacional (FMI) por 67 mil millones de dólares, porque “no estamos en un escenario de emergencia”, precisó Fernando Aportela, subsecretario de Hacienda y Crédito Público de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Ante diputados de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública de la Cámara de Diputados para detallar el ajuste al gasto público, Aportela Rodríguez, aclaró que pese el entorno internacional adverso, “no prevemos utilizar” esta línea de crédito.

Asimismo, explicó que la LCF equivale a que a una persona le ofrezcan un saldo de tarjeta de crédito por ser un buen cliente, porque saben que éste se utilizará sólo en un escenario de emergencia.




Acompañado por el subsecretario de Egresos, Fernando Galindo, recordó que la línea de crédito es por alrededor de 67 mil millones de dólares.

Además, como parte del Plan de Financiamiento para este año en los mercados internacionales, de México aún puede contratar poco menos de cuatro mil millones de dólares, y “en ese sentido no se utilizaría” la LCF del FMI.

Por otra parte, destacó que al cierre de 2014, el empleo formal en México creció 4.3 por ciento a tasa anual, lo que significa que se generaron 714 mil plazas, que es el segundo mayor número de empleos creados desde 1996.

“Es decir, la creación de empleo formal en la economía se ha dado de manera significativa durante 2014”, añadió el subsecretario de Hacienda y Crédito Público, al referir que la tasa de desempleo al cierre de 2014 fue de 3.76 por ciento de la PEA.

“Es decir, en este entorno de estabilidad y de fortalecimiento de la política macroeconómica se han logrado crear empleos formales que sin duda tenía mucho tiempo que no veíamos una cantidad de empleos así creados durante el año”, resaltó.

En entrevista luego casi tres horas de reunión, estimó que con las perspectivas de ingresos que se tienen para 2015, el ajuste preventivo anunciado por 124 mil 300 millones de pesos, equivalente a 0.7 por ciento del PIB, “es suficiente para tener un fortalecimiento de las finanzas públicas”.

No obstante, dijo, el ajuste previsible para 2016 es de 0.8 por ciento del PIB, aunque las estimaciones más precisas se presentarán en marzo próximo, cuando se den a conocer los precriterios económicos para 2016.