Economía

México continuará con crecimiento en 2017 pese a incertidumbre en EU: ABM

El crecimiento de México será de alrededor del 2.0 por ciento, cuando la región de América Latina tendrá un incremento de 0.3 por ciento, estimó Luis Robles Miaja, presidente de la Asociación de Bancos de México.
Notimex
07 diciembre 2016 21:50 Última actualización 07 diciembre 2016 21:54
Luis Robles Miaja Presidente de la ABM (Eladio Ortíz)

Luis Robles Miaja Presidente de la ABM (Eladio Ortíz)

México continuará con crecimiento positivo en 2017, a pesar de la alta incertidumbre por su relación con Estados Unidos, aseguró el presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), Luis Robles Miaja.

En conferencia de prensa  con motivo del Comité de Asociados, declaró que el país que demostró su fortaleza económica y que tiene resiliencia ante el complicado entorno global.

Expuso que de acuerdo con diversos organismos tanto nacionales como internacionales, el crecimiento de México será de alrededor del 2.0 por ciento, cuando la región de América Latina tendrá un incremento de 0.3 por ciento.


Indicó que la banca comercial tiene "un moderado optimismo" sobre el desempeño de la economía para el siguiente año, debido a que el consumo mantiene un buen dinamismo y a que se espera que la economía estadunidense comience a repuntar.

"Es difícil recordar un año en donde el país haya sufrido tantas circunstancias adversas internacionales, pues a pesar de todo ello, el país ha demostrado su resistencia económica. Estamos creciendo a niveles comparables con cualquier otro país emergente de nuestro tamaño, y soportando las variables macroeconómicas de una manera muy eficiente", sostuvo.

Robles Miaja agregó que aunque la variable del tipo de cambio se vio afectada de forma importante, hay otras como la inflación; "el país ha demostrado que tiene un modelo económico, que tiene una fortaleza o una resiliencia que pocos países en el mundo la tienen", dijo.

Destacó que el éxito de la licitación de la cuarta y última parte de la Ronda Uno, conocida como la Ronda 1.4, es una señal positiva para México, que sigue teniendo unas variables económicas muy relevantes y satisfactorias, y el sistema financiero se encuentra en niveles históricos de eficiencia, crecimiento y bajos niveles de morosidad, entre otros.

En ese sentido, comentó que el crédito al sector privado mostró un crecimiento de 11.7 por ciento al cierre de octubre, lo que implica un incremento de 5.7 veces más que el Producto Interno Bruto (PIB); de manera específica, el crédito a empresa creció 17.4 por ciento, el consumo 13.4 y la vivienda 10.9 puntos porcentuales.

En tanto, el Índice de Morosidad se ubicó en 2.3 por ciento al cierre de octubre pasado, cifra menor al 2.8 por ciento que se reportó en el mismo periodo del año pasado.

Sobre el alza en las tasas de interés tanto en Estados Unidos como en México, señaló que se prevé que la Reserva Federal eleve 0.25 puntos porcentuales su tasa de interés de referencia y que el Banco de México pueda replicar ese incremento, que probablemente se refleje en los créditos que otorga la banca.

Sin embargo, ejemplificó que la tasa promedio ponderada en créditos hipotecarios es de 9.75 por ciento, y si hay un incremento de 0.25 puntos se iría a 10 por ciento, lo cual no es un aumento que preocupe.

"Lo que nos debe preocupar es cuidar los fundamentales del país, porque si éstos se ven afectados y no es previsible que el próximo año lo sean, derivado del Presupuesto de Egresos aprobado por la Cámara de Diputados, las tasas van a subir marginalmente, la gente no lo va a sentir", afirmó.

En ese sentido, el presidente de la banca en México manifestó que "con un escenario como el que se vislumbra en 2017, a pesar de las incertidumbres, eventualmente puede llegar a su subir la tasa, sí, pero de manera marginal".