Economía

México con la mejor calidad de activos, pese a morosidad

01 febrero 2014 10:8 Última actualización 22 diciembre 2013 20:47

  [Es uno de los países que mostraron mejor desempeño para absorber la crisis subprime. /  


 
Notimex
 
Pese al incremento de la morosidad que registra la cartera de crédito de los bancos en sus distintos segmentos, México se ubica como uno de los países con la mejor calidad de activos, incluyendo a las naciones desarrolladas.
De acuerdo con un comparativo internacional del Índice de Morosidad (IMOR) de los últimos 10, elaborado por el Banco Mundial, México es uno de los países que mostraron mejor desempeño para absorber la crisis subprime.
Además de que ha mejorado su posición relativa en los últimos cinco años frente al promedio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), la Unión Europea y Estados Unidos.
El Índice de Morosidad (IMOR) es la cartera de crédito vencida como proporción de la cartera total, y es uno de los indicadores más utilizados como medida de riesgo de una cartera crediticia.
Según estadística, en 2012 el IMOR del sistema bancario mexicano se ubicaba en 2.26 por ciento, contra el 3.10 por ciento promedio observado en los países que integran la OCDE, el 3.90 por ciento de Estados Unidos y el 9.85 por ciento promedio de la Unión Europea.
Y para octubre de 2013 esta tasa de morosidad se elevó a un 3.39 por ciento, no obstante, que en septiembre reportó una ligera disminución de 0.02 puntos porcentual, al ubicarse en 3.41 por ciento.
El deterioro 0.89 puntos porcentuales respecto al año previo se explica en gran medida por el incremento en el IMOR de la cartera comercial 2.57 por ciento en octubre y del 3.50 por ciento en la cartera de empresas, derivado principalmente del impacto de los problemas financieros de las principales desarrolladoras de vivienda.
Al respecto, el vicepresidente técnico de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV), Jorge Palacios Goddard, dijo que el nivel de morosidad registrado en la banca mexicana sigue siendo uno de los más bajos, comparado con muchos países más desarrollados.
Sin embargo, ante el crecimiento que registra este índice se revisan muchos procesos, como los de originación, de otorgamiento de crédito y que el cambio en la metodología de reservas que tienen que hacer los bancos a la pérdida esperada vaya en línea con lo estipulado.
Y es que, destacó, en la mayoría de los casos la nueva metodología predice con cierta exactitud esta cartera o este crecimiento en la cartera vencida.
Además, señaló, también ha habido factores coyunturales que han llevado a cierto crecimiento en la cartera vencida, que "aun cuando está todavía en niveles que no son preocupantes, no por eso no estamos activamente supervisando las instituciones".
Explicó, uno de dichos factores fue la cartera empresarial donde se tuvo el impacto del sector de la vivienda; y dos, en el caso de consumo, el aumento puede estar ligado a algo de baja a tasas de crecimiento económico.
Sin embargo, subrayó, a pesar de que ha subido un poco el nivel relativo de cartera vencida respecto a la total, el Índice de Cobertura de Reservas (ICOR) se mantiene cerca de dos veces; es decir, los bancos están bien reservados para hacer frente a esa cartera vencida.
Además, tienen niveles de capitalización que están muy por encima de los mínimos regulatorios, cercanos al 16 por ciento.