Economía

México coloca bonos Samurai por 80.6 mil millones de yenes

10 febrero 2014 4:47 Última actualización 30 julio 2013 2:28

[Bloomberg]


 
 
Notimex
 
 
El gobierno federal realizó este lunes una emisión de deuda en el mercado japonés, a través de la cual se colocaron 80.6 mil millones de yenes japoneses (unos 820 millones de dólares) en Bonos Samurái en tres tramos a plazos de 3, 5 y 6 años.
 
 
La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) informó que esta es la segunda colocación pública reciente del gobierno federal de bonos sin garantía en el mercado japonés, lo que contribuye a diversificar las fuentes de financiamiento y consolida la presencia en dicho mercado.
 
 
"Con esta transacción de Bonos Samurái, el gobierno mexicano se consolida como el único emisor soberano de América Latina que coloca deuda en el mercado japonés sin garantía alguna", añadió en un comunicado.
 
 

Detalló que los Bonos Samurái colocados hoy en el mercado japonés con vencimientos en 2016, 2018 y 2019, otorgan al inversionista un rendimiento de 1.16%, 1.39% y 1.54% en yenes japoneses, respectivamente.
 
 
Este costo de financiamiento es el más bajo en la historia tanto en yenes, como para cualquier emisión a tasa nominal fija para los plazos referidos para el gobierno federal, destacó la dependencia federal.
 
 

Señaló que los objetivos de la transacción son: captar recursos en yenes al costo más bajo en la historia; extender el plazo de la curva de rendimientos en yenes del gobierno federal; y, consolidar la presencia del gobierno en el mercado de deuda japonés.
 
 

La transacción contó con la participación de más de 60 inversionistas de distintos sectores del mercado japonés, entre ellos el Japan Bank for International Cooperation (JBIC), a través de su programa Guarantee and Acquisition toward Tokyo market Enhancement (GATE), así como una amplia gama de bancos, aseguradoras y fondos de inversión de la región, anotó.
 
 

Apuntó que la administración del presidente Enrique Peña Nieto tiene el compromiso de utilizar el endeudamiento público de manera responsable y en congruencia con los objetivos de política pública necesarios para contar con finanzas públicas sanas, elemento indispensable para el crecimiento económico.
 

Resaltó que la colocación de los Bonos Samurái en yenes con vencimientos en el 2016, 2018 y 2019 resultó en el costo de financiamiento más bajo que el gobierno federal haya alcanzado tanto en yenes, como para cualquier emisión a tasa nominal fija a los plazos referidos.
 
 

Asimismo, dijo, el interés de los inversionistas institucionales en esta transacción pone de manifiesto la aceptación y confianza a nivel internacional en el manejo macroeconómico del gobierno federal, así como de las perspectivas favorables sobre la economía mexicana.