Economía

Economía mexicana crecerá este año sólo a la mitad de lo previsto

10 febrero 2014 4:24 Última actualización 29 septiembre 2013 20:26

 [La SHCP ha hecho 3 ajustes a su pronóstico, dejándolo en 1.7% desde un 3.5% / Cuartoscuro]  


Notimex

A lo largo del año, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) ha ajustado a la baja en tres ocasiones su pronóstico de crecimiento para la economía mexicana en 2013, dejándolo en 1.7 por ciento, la mitad de su estimación inicial de 3.5 por ciento.

La dependencia federal ha argumentado factores externo e internos como la causa de los recortes hechos al crecimiento estimado este año, entre ellos, menos días laborales en el primer trimestre, bajo desempeño económico mundial y, recientemente, el impacto de las fuertes lluvias ocasionadas por los fenómenos "Ingrid" y "Manuel" que azotaron al país.

Pese a estas revisiones, el titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Luis Videgaray Caso, ha insistido que la economía nacional no está en recesión, como afirman algunos analistas, sino que sólo presenta una desaceleración importante.

La SHCP hizo el primer ajuste a la baja en su estimación sobre el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) del país el 17 de mayo pasado, luego de conocerse del débil aumento que tuvo la economía en el primer trimestre del año.

En esa ocasión, refirió que el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) publicó el dato de crecimiento real del PIB del primer trimestre de 2013, ubicándolo en 0.8 por ciento anual, aunque destacó que la cifra desestacionalizada de crecimiento para ese periodo fue de 2.2 por ciento real.

Explicó que la diferencia entre estas dos cifras es resultado de que 2012 fue un año bisiesto y de que las vacaciones de Semana Santa tuvieron lugar en abril, mientras que en 2013 fueron en marzo, lo que implicó un menor número de días laborales en el primer trimestre de este ejercicio.

"Con base en esta información y en la evolución económica reciente, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) ajusta su pronóstico de crecimiento real del PIB para 2013 de 3.5 a 3.1 por ciento", dio a conocer en ese momento.

El segundo ajuste a la baja fue el 20 de agosto, cuando la Secretaría de Hacienda redujo su pronóstico de 3.1 a 1.8 por ciento, debido al impacto del menor crecimiento mundial durante el periodo enero-junio de 2013.

Esa vez, la SHCP mencionó que durante el primer semestre de 2013 se observó un fenómeno de menor desempeño económico mundial, mismo que ocasionó continuas revisiones a la baja en las expectativas de crecimiento, tanto de países industrializados como emergentes.

Adicionalmente, apuntó, la economía mexicana estuvo sujeta a choques transitorios originados durante el primer semestre de 2013 provenientes del sector foráneo como una desaceleración en la demanda externa, iniciada desde 2012.

Indicó que según el dato de crecimiento del PIB del segundo trimestre de 2013, publicado por el INEGI, la economía creció 1.5 por ciento y, por tanto, el crecimiento promedio del primer semestre fue de 1.0 por ciento.

"Con base en este conjunto de información, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público pronostica una tasa de crecimiento de la economía para 2013 de 1.8 por ciento", agregó entonces la dependencia federal.

El más reciente recorte a su pronóstico fue hecho este sábado 28 de septiembre, cuando redujo la tasa de crecimiento del PIB de 1.8 a 1.7 por ciento, debido al efecto de los huracanes "Ingrid" y "Manuel" sobre la economía.

Expuso que, considerando el efecto de las lluvias e inundaciones sobre la capacidad productiva nacional, se estima que el efecto neto sobre la tasa anual de crecimiento del PIB es una disminución en 0.1 puntos porcentuales.

"Esto se traduce a que en las estimaciones correspondientes al escenario central de la Secretaría, la tasa anual de crecimiento del PIB se reduciría de 1.8 por ciento a 1.7 por ciento", informó.

Precisó que dicha estimación considera que habrá un impacto negativo sobre el crecimiento del tercer trimestre, mismo que se verá contrarrestado con un efecto positivo durante el cuarto trimestre como resultado de la actividad económica que estará asociada a los esfuerzos de reconstrucción.

La SHCP también estimó que el efecto sobre el nivel de precios sea acotado y transitorio, con un incremento no mayor a 15 puntos base en la inflación anual, de tal manera, la inflación al cierre de 2013 sería de 3.60 por ciento en lugar de 3.45 por ciento.

Este efecto se estima como resultado, principalmente, de aumentos temporales previsibles en los precios de algunos productos agrícolas cuyas cosechas se vieron dañadas, abundó.

Además, la dependencia encargada de las finanzas públicas afirmó que el impacto de los huracanes "Ingrid" y "Manuel" no afecta de manera alguna las metas de déficit público planteadas para este año y el siguiente.