Economía

Merkel advierte duras conversaciones con Chipre para superar crisis

12 febrero 2014 5:6 Última actualización 20 marzo 2013 12:13

[Bloomberg] Señaló que el sector bancario de Chipre debe ser modificado porque es un riesgo para la región. 


 
Notimex
 
Berlín.- La canciller federal de Alemania, Angela Merkel, advirtió que se producirán duras conversaciones con Chipre hasta encontrar una solución a la crisis financiera y económica de ese país.
 
Europa quiere hacer todo lo que esté de su parte para encontrar una solución adecuada al problema y "todos queremos mantener al euro estable", indicó.
 
Merkel hizo sus declaraciones ante el organismo cúpula del empresariado alemán, la Confederación de Cámaras de Industria y Comercio de Alemania, que este miércoles eligió al empresario Eric Schweitzer como su nuevo presidente.
 
La canciller federal alemana señaló que el sector bancario de Chipre debe ser modificado porque constituye un riesgo continuo para la zona euro.
 
Añadió que ahora se está a la espera de la propuesta que presente Chipre, la cual deberá ser evaluada primero por la Troika, integrada por el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Central Europeo (BCE) y la Comisión Europea (CE).
 
Chipre debe hacer una aportación propia de cinco mil 800 millones de euros (siete mil 508 millones de dólares) para contribuir a su propio salvamento financiero.
 
Esa es la condición sin la cual la Troika no le autorizará la transferencia del paquete de salvamento financiero, enfatizó merkel.
 
Schweitzer se pronunció por su parte contra aumentos fiscales tras las elecciones generales alemanas, que se realizarán en septiembre próximo.
 
Advirtió que un alza a los impuestos sobre ingreso, sobre el capital o las herencias con el propósito de imponer una mejor justicia social, ponen en peligro la "exitosa estructura económica" de Alemania.
 
El líder empresarial dijo que se afectaría en especial a la empresa mediana, que resultaría debilitada con nuevas alzas fiscales.
 
Manifestó que está a favor de que en Alemania las finanzas públicas sean sólidas y se pronunció en contra de la concertación de deuda para el gasto público.
 
Schweitzer, de 42 años, es el presidente más joven de esa importante agrupación comercial e industrial alemana, que a su vez tiene 152 años de haber sido fundada.
 
Es co-propietario de la compañía ALBA, que tiene un volumen de negocios anual de 3,200 millones de euros (4,142 millones de dólares), una empresa que se dedica a reciclar basura y deshechos industriales.