Economía

Bonos mexicanos no perderán atractivo con alza de tasas en EU: Hacienda

Si bien los bonos mexicanos podrían experimentar declinaciones conforme la Fed suba sus tasas, es probable que no se vean tan afectados como los de otros mercados emergentes, dijo Alejandro Díaz de León, de la Unidad de Crédito Público de Hacienda.
Banxico

59 por ciento de la deuda del gobierno mexicano está ahora en manos de extranjeros, un nivel cercano al más alto en 15 años. (Bloomberg)

Incluso en momentos en que la Reserva Federal se dispone a aumentar este año las tasas de interés, lo que podría reducir la demanda de los activos de mayor rendimiento de los mercados emergentes, los inversores han seguido comprando deuda mexicana, 59 por ciento de la cual está ahora en manos de extranjeros, un nivel cercano al más alto en 15 años.

Alejandro Díaz de León, titular de la Unidad de Crédito Público de la Secretaría de Hacienda, dijo que no estima que vaya a producirse una retirada importante de la deuda mexicana por parte de los extranjeros una vez que Estados Unidos suban los costos crediticios por primera vez desde 2006.

El mercado de bonos demuestra que México está más cerca que nunca de su vecino del norte, según el funcionario.

Una medición de la correlación entre los bonos del Tesoro de Estados Unidos y los bonos gubernamentales de tasa fija de México subió a un nivel récord el jueves.




La política monetaria y la economía de los dos países están sincronizadas en su mayor parte, dijo Díaz de León. México envía alrededor de 80 por ciento de sus exportaciones a Estados Unidos, y el gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, ha dicho que la Fed será un factor clave en sus propias decisiones sobre incrementos de tasas.

“La elevada correlación actual es un reflejo de que la información más importante para los mercados de renta fija es el ritmo, el rumbo esperado de un aumento de las tasas de interés en los Estados Unidos”, dijo Díaz de León. “Otros mercados emergentes no tienen un vínculo tan estrecho”.

CORRELACIÓN CON ESTADOS UNIDOS

El coeficiente de correlación de 60 días entre los bonos del Tesoro de los Estados Unidos a 10 años y los bonos mexicanos de similar vencimiento creció a más de 0.69 el jueves, el punto más alto según datos que se remontan a 2001. Una correlación de uno significa que los dos activos se mueven al unísono.

Según encuestas de Bloomberg entre economistas, es probable que el Banco Central mexicano mantenga las tasas en el nivel actual hasta el tercer trimestre, cuando las aumentará junto con la Fed.

Mientras tanto, los inversores extranjeros han continuado buscando bonos mexicanos, dijo Alejandro Urbina, un administrador de dinero de Silva Capital Management LLC, que gestiona 180 millones de dólares.

“Seguirá existiendo un diferencial respecto de las tasas estadounidenses”, dijo en un correo electrónico. “Todo se relaciona con ganar más dinero”.

Si bien los bonos mexicanos podrían experimentar declinaciones conforme la Fed suba las tasas, es probable que no se vean tan afectados como los de otros mercados emergentes, dijo Díaz de León.

“Observo que el proceso de adaptación ha sido más ordenado en los mercados mexicanos que en otros mercados emergentes”, dijo Díaz de León. “Estimamos que eso continuará en el futuro”.