Economía

MasterCard buscará implementar en México sistema biométrico

10 febrero 2014 4:33 Última actualización 20 septiembre 2013 14:4

[El sistema biométrico registra en la tarjeta la 10 huellas dactilares del usuario/Bloomberg] 


Notimex
 
MasterCard buscará aplicar en México su nuevo sistema biométrico en tarjetas, a fin de extender su programa de inclusión financiera a un gran sector de la población mexicana que todavía realiza sus pagos en efectivo.
 
Así lo informó el director de nuevos negocios de MasterCard para México, César Espinosa, quien detalló que en el país sólo 12 por ciento de las transacciones se realiza de manera electrónica, mientras que el 88 por ciento restante aún es en efectivo.

El sistema biométrico registra en la tarjeta la 10 huellas dactilares del usuario, así como su voz, y la imagen de su rostro, con lo que se establecen mecanismos de seguridad para evitar que otra persona pueda cobrar o sacar dinero.

Ante este panorama, expuso las ventajas que ha ofrecido su nuevo sistema para el pago de subsidios en Sudáfrica, donde actualmente se han emitido 10 millones de tarjetas de pago de subvenciones sociales por parte de la Agencia Sudafricana de Seguridad Social (SASSA).

Este logro es un paso clave para poder extender los servicios electrónicos a un sector poblacional que normalmente no tiene acceso a una de tarjeta de débito, mediante un sistema que protege al usuario de fraudes.

Aseguró que desde el lanzamiento de este nuevo sistema en Sudáfrica en 2012, casi 22 millones de beneficiarios de subsidios se han reinscrito en el nuevo sistema, logrando reducir los costos de administración y minimizar el cobro fraudulento de servicios.

Como resultado de este proyecto, la SASSA canceló más de 150 mil subsidios de personas que ya no estaban vivas o de la que se anularon datos falsos, lo que le representó un ahorro de 15.1 millones de dólares al año.

Para facilitar aún más la inclusión financiera, MasterCard se apoyó en la tecnología con un kit móvil de registro con el que puede acudir a los lugares de más difícil acceso para suscribir a los interesados en obtener una tarjeta.

En el caso de México, expuso que se está hablando con las autoridades correspondientes para ver la posibilidad de crear un ecosistema financiero en donde las comunidades más alejadas puedan acceder a un sistema de transacción electrónica.

Para ello, apuntó el directivo, el primer reto sería extender una cultura financiera electrónica en el que la población le pierda el miedo a utilizar un sistema de pago por tarjetas y que resulta ser más seguro que cargar el dinero en efectivo.

Desde luego este ecosistema debe incluir también un sistema de pago en el que los comerciantes con terminales de cobro para tarjetas, que lejos de representarles un gasto extra sea una oportunidad de negocio, dijo César Espinosa.

El objetivo es ofrecerle a los usuarios un modelo de negocio con valor agregado, lo que les ayudaría a hacer crecer sus negocios a la vez que se extiende la inclusión financiera a los sectores poblacionales de escasos recursos y que normalmente por lo mismo no tienen acceso a un sistema de pago como éste.

Por lo pronto, agregó, sería en el transcurso de los próximos meses cuando MasterCard defina un panorama de las posibilidades de extender este sistema en México, luego de lo cual podría iniciar con el proyecto, el cual en Sudáfrica solo requirió de cuatro meses para su implementación.