Economía

Los agentes aduanales serían opcionales

10 febrero 2014 4:16 Última actualización 17 septiembre 2013 5:10

 [Con la reforma hacendaria, cualquier persona podrá realizar esos procedimientos / El Financiero] 


 
 
Ivette Saldaña
 
 
De aprobarse la reforma hacendaria, los agentes aduanales serán opcionales en los trámites de comercio exterior, desaparecerá la figura de “sustitutos”, se abrirán convocatorias para otorgar patentes y cualquier persona podrá realizar esos procedimientos.
 
 
Todo ello, con la meta de agilizar las operaciones de importación y exportación, así como para simplificar y bajar los costos de los trámites, de acuerdo con la propuesta que envió el jefe del Ejecutivo federal al Congreso de la Unión.
 
 
Además, de acuerdo con la iniciativa, se promoverá el mayor uso de los sistemas electrónicos en beneficio de 36 mil 793 exportadores y de 78 mil 963 importadores.
 
 
Para el presidente de la Confederación de Asociaciones de Agentes Aduanales de la República Mexicana (Caaarem), Víctor Gamas Luna, el uso de la tecnología en las aduanas y la actualización de los regímenes son aciertos.
 
 
Sin embargo, consideró que a los agentes aduanales se les pone en desventaja al imponerles más obligaciones y responsabilidades que no les exigirán a los importadores o exportadores que pretendan realizar los trámites por sí mismos. Además de que actualmente vía los “apoderados aduanales” una empresa puede hacer sus trámites directamente.
 
 
El problema, dijo, es que a los agentes aduanales sí se les exige por ley el cumplimiento de diversas disposiciones y, las personas que realicen los procedimientos de comercio exterior, bajo las condiciones que propone la reforma, solamente se ajustarán a un reglamento, explicó en entrevista.
 
 
La propuesta de reforma hacendaria plantea que se mantengan los 800 agentes aduanales activos, para quienes opcionalmente quieran acudir a ellos y “permitir que los particulares promuevan directamente el despacho aduanero de sus mercancías”, se explicó en el texto de la iniciativa.
 
 
Además, se abriría una convocatoria para quienes deseen convertirse en agentes aduanales.
 
 
Al respecto, comentó: “no estamos cerrados a que haya más agentes, si es parte de un acto responsable que mejore la competitividad del país”.
 
 
El socio del área de práctica fiscal-seguridad social de Baker & Mckenzie, Luis Carballo-Martínez, observó que aun y cuando pasen los exámenes y pueda haber ahorros por el no pago de agentes aduanales, “queda la duda de si habrá certeza en las operaciones, porque si con personas profesionales hay errores, qué pasará con los errores que tengan las personas, qué harán cuando no sepan cómo clasificar mercancía o cuánto se pagará por importar”.
 
 
Con estos cambios “quieren restar poder a los agentes aduanales”, pero esa decisión no tiene que ver con los honorarios cobrados por éstos, ni con el grado de complejidad de los trámites que realizan, podría deberse a otras razones, pero su experiencia, conocimiento y su grado de capacitación son de gran ayuda, dijo Carballo-Martínez.
 
 
Lo mismo sucede, agregó, con las maquiladoras que son un buen instrumento, pero como “se han satanizado”, se le quieren quitar beneficios.