Economía

Liberan a responsable
de fraude del "Banco
del Arbolito"

Salvador Pulido Jiménez, quien purgaba una condena de 33 años como responsable del fraude de Crédito y Ahorro del Noroeste por más mil 800 mdp y que afectó a 42 mil ahorradores, salió tras 11 años 8 meses preso.
Demian Duarte / Corresponsal
17 marzo 2014 14:52 Última actualización 17 marzo 2014 14:52
Billetes mexicanos. (Arturo Monroy)

Peso mexicano

HERMOSILLO, Son.- Salvador Pulido Jiménez, quien purgaba una pena de 33 años como responsable del fraude que llevó a la quiebra a Crédito y Ahorro del Noroeste, fue liberado la tarde del domingo, luego de 11 años 8 meses en prisión.

El exdirector de esa institución, que también fue conocida como “Banco del Arbolito” y que cerró sus puertas hace 14 años, fue liberado luego de obtener un amparo del juzgado cuarto de distrito con sede en Culiacán desde octubre pasado, mismo que fue sujeto de apelación, sin embargo el primer tribunal colegiado en materia penal lo confirmó, con lo que se ordenó su liberación.

El fraude a Crédito y Ahorro del Noroeste fue en su momento famoso, por sus dimensiones, pues se trató de un quebranto por más de mil 800 millones de pesos, que afectó a 42 mil ahorradores y socios de esa institución a finales del siglo pasado.

La Caja de Ahorro y Préstamo, que vivió un fuerte crecimiento en los años noventa, tenía presencia en Sonora, Baja California, Baja California Sur, Sinaloa y Jalisco y fue declarada en quiebra en enero de 1999.

Crédito y Ahorro del Noroeste inició sus operaciones en 1991 en Mexicali, Baja California, e aceleró su expansión en 1993 gracias a la autorización que obtuvo de parte de la Secretaría de Hacienda para instalarse en 4 estados.

En su momento el secreto de su éxito eran precisamente los altos rendimientos que ofrecía a los ahorradores por su dinero, ya que prometía un premio del 33 por ciento anual, muy superior a lo que la banca comercial daba como rendimientos por aquel entonces.

Crédito y Ahorro del Noroeste cobraba un 35 por ciento de intereses a quienes obtenían un crédito con ellos, con lo que esta caja de ahorro justificaba su operación y crecimiento, que en su momento le representó una fuerte competencia a la banca tradicional, pues llegó a tener 67 sucursales.

A su salida del Centro de Readaptación Social de Hermosillo, Pulido Jimenez sólo señaló que ofrecerá su posición sobre el caso de Crédito y Ahorro del Noroeste cuando lo considere oportuno.