Economía

Las inundaciones
y terremotos, enemigos
de los inmuebles

Javier Rodríguez, director de la aseguradora Zurich comentó
que los daños a nuestro patrimonio no pueden predecirse pero
sí protegerse; el costo de una póliza para casa habitación se calcula según la zona geográfica e influye si se ubica en zona sísmica o de huracanes, así como la incidencia delictiva. 
Darinka Rodríguez
08 abril 2014 21:44 Última actualización 09 abril 2014 5:0
Retiro del agua estancada y limpieza de la vivienda. (Cuartoscuro/Archivo)

Inundaciones es uno de los principales riesgos para inmuebles./(Cuartoscuro)

CIUDAD DE MÉXICO.- Inundaciones, robos y sismos son los tres principales riesgos en casas habitación en México, de acuerdo con un análisis de la aseguradora Zurich, que colocó en cuarto y quinto lugares a las averías a equipos electrónicos y los daños a terceros.

Sin embargo, cifras de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) indican que los seguros de casa habitación tienen menos demanda que los automovilísticos.

La Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS) señala que 3 por ciento de los hogares están asegurados, de los que sólo 4.8 por ciento lo hace voluntariamente y el resto obtiene el seguro de forma obligatoria por los créditos hipotecarios bancarios. En contraste, 28 por ciento del parque automotriz cuenta con una póliza.


“Los riesgos a los que se puede enfrentar nuestro patrimonio son varios y no podemos predecirlos, pero sí protegerlos de forma anticipada”, dijo Javier Rodríguez Della Vecchia, director general de seguros generales en Zurich.

El costo de una póliza para casa habitación se calcula según la zona geográfica e influye si se ubica en zona sísmica o de huracanes, así como la incidencia delictiva. También si el inmueble es de interés social o si su valor comercial es más alto.

El precio promedio de las primas es de mil 800 a 5 mil pesos e incluye seguros para daños al inmueble, contenidos, responsabilidad civil familiar y en algunos casos servicios de asistencia como cerrajería, plomería, vidriería y electricidad, entre otros.

Algunas de las exclusiones más importantes son la falta de mantenimiento, el desgaste continuo y los hundimientos paulatinos del subsuelo.

La Condusef recomienda leer detenidamente el contrato del seguro y verificar las condiciones de exclusión de cada aseguradora por los bienes que se puedan llegar a dañar en caso de siniestro.